Vídeo: Una secta religiosa. cazada a punto de sacrificar a tres niños para "eliminar el Covid"

  • Sucesos
  • 23-04-2021 | 17:04
  • Escribe: Blanca Torres




La rápida actuación de un vecino logró salvar la vida de los tres menores, rescatados por la policía del lugar.

La pandemia del coronavirus lleva más de un año amenazando la salud de millones de ciudadanos por todo el mundo, mientras la carrera de las farmacéuticas para desarrollar y expandir una vacuna fiable parece no ser suficiente ante los miles de casos y fallecidos diarios en todo el mundo.

Brasil se ha convertido, actualmente, en uno de los focos más preocupantes del Covid-19, habiéndose registrado más de 90 mutaciones del virus en el país. Algo que ha llevado a muchos ciudadanos a buscar 'remedios caseros' para luchar contra el virus, ante la inacción de su Gobierno.



¿Qué pasa con los que ya han recibido la primera dosis de AstraZeneca?

Tal es así, que la psicosis provocada por la pandemia ha llevado a algunos ciudadanos brasileños a recuperar viejos ritos religiosos de sacrificio humano para aplacar la ira de los dioses, y con ello, la pandemia.



Así pues, esta semana, en la comunidad de Vila do Treme, Bragança, tres hermanos, de 1, 8 y 11 años de edad, han sido rescatados cuando estaban siendo sometidos como ofrenda en una celebración religiosa. Envueltos en mantas blancas al pie de una cruz de madera, los niños se encontraban en el área de sacrificio, cuando un vecino se percataba de la atrocidad que estaba a punto de cometerse.

La policía logra rescatar a los tres menores, ofrecidos como "sacrificio" contra el Covid

Un vecino se percató de lo que estaba sucediendo, llamando rápidamente a la policía civil del lugar, tal y como ha informado la prensa local.



Y es que los gritos y los lloros de los niños, rehenes de la secta, llamaron la atención del hombre, que fue testigo de cómo los asistentes al rito pretendían utilizar a los menores para invocar a los espíritus.

Tiene 48 hijos... y no lo sabía 



Varios de los presentes, que no estaban de acuerdo con este sacrificio, intentaron en un primer momento separar a los niños de los religiosos, hasta que la llegada de la policía consiguió terminar con el macabro proceso, rescatando a los tres aterrorizados niños de sus captores.

"Solo pudimos rescatar a tres niños" se lamenta la consejera Rosa Quemel "El bebé de 1 año y tres meses era el que más estaba sufriendo. La familia no quería que le quitáramos al niño porque estaban haciendo una especie de oración. El niño lloraba de hambre y sed, como los demás" ha asegurado.

Facebook Twitter

Deja tu Comentario