Una mujer muere tras recibir el trasplante de dos pulmones infectados por Covid-19

  • Sucesos
  • 25-02-2021 | 07:02
  • Escribe: Álvaro Jiménez

Los médicos trasplantaron dos pulmones a la mujer pero estaban infectados por coronavirus




Una mujer ha muerto por coronavirus tras recibir el trasplante de dos pulmones infectados por coronavirus en el Hospital Universitario de Ann Arbor, de Michigan (Estados Unidos).

Antes de someterse a la intervención, los médicos hicieron la prueba PCR a la víctima tomando muestras de la nariz y de la garganta dando un resultado negativo. Por su parte, la donante, que murió en un accidente de tráfico, no tenía antecedentes de viajes recientes ni de haber presentado síntomas compatibles con la enfermedad.



El precio de la indemnización: Una muerte por covid-19 vale 120.000 euros

"No hubiéramos usado los pulmones si hubiéramos tenido una prueba de COVID-19 positiva", ha explicado Daniel Kaul, director del Servicio de Trasplantes de Enfermedades Infecciosas del Michigan Medicine.



"El caso es un antecedente que refuerza el pedido de que se hagan pruebas más exhaustivas a los donantes", ha añadido Daniel Kaul, que sigue consternado por el fallecimiento de la mujer.

Muere la primera persona en el mundo por reinfección de coronavirus



La operación se completó con éxito y la mujer recibió los dos pulmones como estaba previsto. Sin embargo, a los tres días comenzó a tener fiebre, su presión arterial bajó y le costaba respirar.

Los profesionales sanitarios vieron signos de infección pulmonar e intentaron ponerle solución pero su estado empeoró debido al desarrolló un shock séptico y problemas de función cardíaca.



Escalofriante: Una enfermera graba la evolución del coronavirus en su cuerpo hasta la muerte

Una PCR positiva

En ese momento, los médicos decidieron hacerle la prueba del coronavirus porque estaba presentado síntomas compatibles con la enfermedad y la PCR dio positivo. Los médicos aplicaron todos los tratamientos posibles para tratar el Covid pero no hubo forma de salvarla.

61 días después del trasplante, y tras pasar varias semanas en una cama con el respirador, la mujer falleció. "Todos los exámenes que normalmente hacemos y podemos hacer, los hicimos", ha dicho Kaul.

"Cuando se trata de los pulmones, los especialistas deben analizar muestras del tracto respiratorio inferior del donante, así como de la nariz y la garganta. No obstante, la obtención y el análisis de esas muestras de los donantes puede ser difícil de llevar a cabo de manera oportuna. Además, también existe el riesgo de introducir una infección en los pulmones donados", ha añadido el director del Servicio de Trasplantes de Enfermedades Infecciosas del Michigan Medicine.

El médico que manipuló los pulmones antes de la mujer dio positivo por coronavirus unos días después de la operación. Los otros 10 profesionales sanitarios presentes en la operación no se contagiaron.

Facebook Twitter


Deja tu Comentario