¡Un jugador del Madrid le pega un inesperado 'palo' a Zinedine Zidane!

  • Deportes
  • 03-02-2019 | 10:02
  • Escribe: Redacción

Martin Odegaard confiesa que le costó entrenar con Zidane por su enorme técnica, que minaba su confianza en sí mismo


Martin Odegaard, futbolista del Real Madrid cedido en Holanda, tiene muchas papeletas para convertirse en miembro de la primera plantilla del equipo blanco la próxima temporada. Su extraordinaria campaña en el Vitesse puede llevarle directo al Bernabéu, cumpliéndose así su gran deseo con apenas 20 años.

Así, en el diario noruego AD ha hablado sobre sus expectativas, sobre su fichaje por el Real Madrid hace unos años y sobre las dificultades que ha tenido para adaptarse al fútbol fuera de Noruega. Ahora, se siente preparado para el desafío. (¡El Real Madrid dará la campanada con un 'fichaje' que nadie se imagina!).

Los problemas de Odegaard cuando fichó por el Real Madrid

“Todo fue muy rápido. En Noruega no hubo ninguna estrella durante mucho tiempo, así que los medios de comunicación lo agrandaron todo. Yo tenía quince años y aquello era un manicomio todos los días”, recuerda Martin, que explica que su forma de ser choca con el hecho de ser una estrella: Soy una persona sobria. Un prototipo de persona escandinava. No me gusta la atención ni las expectativas exageradas para nada. Hablo con los medios porque las entrevistas son parte de mi profesión. Pero no es un hobby. No jugué al fútbol por eso”, señala.

Recuerda también cómo fueron los primeros tiempos en España: “Con 16 años me fui a Madrid con mi padre, que fue mi chófer. Mi madre se quedó con mis dos hermanas en Noruega. Nuestra familia ha estado separada durante varios años y eso es un sacrificio. Mis padres no querían que viajase solo porque era un adolescente. Cuando me acostumbré, regresó”, cuenta Odegaard, que no se arrepiente de nada.

De hecho, su idea sigue siendo triunfar en el Madrid: “Podría ir a muchos clubes, pero el Real Madrid es un sueño. Es el club más grande del mundo y la mejor opción para mí. Allí entrené con el primer equipo y jugué partidos en el segundo con Zinedine Zidane como entrenador. Por supuesto que había esperado más. Pero jugaba al fútbol con las estrellas. Hice un paso gigante. Desde el Strømsgodset IF hasta Sergio Ramos y Cristiano Ronaldo”, apunta. Ahora puede repetirse la historia.

Zinedine Zidane, una maravilla como entrenador… Pero deprimente

Por otro lado, ha calificado a Zidane como un buen entrenador pero al mismo tiempo ha admitido que tenerle en el campo de entrenamiento es deprimente para cualquier jugador, ya que supera a todos en clase: “Tener a Zidane como entrenador es hermoso pero a veces no es bueno para la autoconfianza. ¡Qué técnica tiene!”, finaliza. (¡El futuro del Real Madrid vuelve a las manos de Zinedine Zidane!).

Facebook Twitter
Deja tu Comentario