¿Qué hacer cuando tu perro es ciego? ¿Cómo tratarlo?

Hay muchos perros que nacen ciegos o pierden la vista al poco de nacer. Y esos, aunque no lo parezca, son los más afortunados, porque a un perro le resulta mucho más difícil perder la vista cuando ha vivido casi toda su vida con ella.

Hay muchos motivos por los que nuestro perro podría perderla. Son habituales las cataratas en perros de avanzada edad, pero también podría perder visión por glaucoma, tumores, o quizá algún desafortunado accidente a cualquier edad.

Cuando la ceguera sea irreversible, debemos ayudar a nuestro perro a lidiar con la confusión y adaptarse a su nueva vida. ¿La mejor parte? Que el sentido de la orientación, del oído y del olfato de los perros es excelente, por lo que, con nuestra ayuda, podrán seguir adelante con relativa facilidad.

Un buen "truco" para ayudar a tu perro a guiarse es aprovechándonos de su gran sentido del olfato. Por ejemplo, rociando un cuarto con un aroma particular, otro con uno diferente... de forma que el perro asocie cada olor a un cuarto diferente. 

Es muy importante que seamos cuidadosos y no movamos las cosas de sitio. Si la cama y el comedero de nuestro perrito están en un sitio concreto, deben permanecer ahí, de lo contrario nuestro perro se confundirá y sufrirá adaptándose. 

Pero no debemos preocuparnos en exceso: un perro, como decimos, tiene un amplio abanico de poderosos sentidos que le ayudarán a manejarse. Debemos ayudarle, pero no caer en sobreprotegerlo. Si el perro se siente querido y tenemos el cuidado de dejar siempre sus cosas en el mismo sitio, podrá ser tan feliz como cualquier otro.

¡¡Mucho ánimo!!

Hay muchos perros que nacen ciegos o pierden la vista al poco de nacer. Y esos, aunque no lo parezca, son los más afortunados, porque a un perro le resulta mucho más difícil perder la vista cuando ha vivido casi toda su vida con ella.

Hay muchos motivos por los que nuestro perro podría perderla. Son habituales las cataratas en perros de avanzada edad, pero también podría perder visión por glaucoma, tumores, o quizá algún desafortunado accidente a cualquier edad.

Cuando la ceguera sea irreversible, debemos ayudar a nuestro perro a lidiar con la confusión y adaptarse a su nueva vida. ¿La mejor parte? Que el sentido de la orientación, del oído y del olfato de los perros es excelente, por lo que, con nuestra ayuda, podrán seguir adelante con relativa facilidad.

Un buen "truco" para ayudar a tu perro a guiarse es aprovechándonos de su gran sentido del olfato. Por ejemplo, rociando un cuarto con un aroma particular, otro con uno diferente... de forma que el perro asocie cada olor a un cuarto diferente. 

Es muy importante que seamos cuidadosos y no movamos las cosas de sitio. Si la cama y el comedero de nuestro perrito están en un sitio concreto, deben permanecer ahí, de lo contrario nuestro perro se confundirá y sufrirá adaptándose. 

Pero no debemos preocuparnos en exceso: un perro, como decimos, tiene un amplio abanico de poderosos sentidos que le ayudarán a manejarse. Debemos ayudarle, pero no caer en sobreprotegerlo. Si el perro se siente querido y tenemos el cuidado de dejar siempre sus cosas en el mismo sitio, podrá ser tan feliz como cualquier otro.

¡¡Mucho ánimo!!

Pablo Ruiz
Pablo Ruiz
Redactor


facebook
facebook
facebook
facebook

Deja tu Comentario