Puigdemont, los CDR y la república independiente del 'choriceo'

  • Cataluña
  • 24-11-2018 | 10:11
  • Escribe: Daniel Guerra

Las últimas informaciones sobre Puigdemont en Waterloo y los CDR reflejan lo único que les importa en el procés: llenarse los bolsillos en beneficio propio




El procés catalán es todo un negocio para los chorizos independentistas. Le toman el pelo a la gente como quieren con sus mentiras sobre España, sobre la secesión, sobre cómo sería una república catalana. Sin embargo, lo único que quieren es llenarse los bolsillos a costa de los pobres ilusos que les siguen el juego. A las pruebas nos remitimos tras los últimos acontecimientos relacionados con Puigdemont y los CDR.

Carles Puigdemont, según ha informado El Confidencial, se ha gastado ya casi una tercera parte del dinero recaudado para el Consell de la República en reforzar la seguridad de su mansión particular en Waterloo. Más de 100.000 euros invertidos en una cuestión personal. Pobres infelices los que han donado sus 10 euros pensando que sería para ayudar a Cataluña a lograr sus objetivos.



Los separatistas ‘puros’ también meten la mano en la caja

De Puigcagón nos podíamos esperar cualquier cosa, pero no de los CDR, tan pasionales, tan puramente catalanes. ¡Qué ironía! Ha quedado demostrado que el dinero es lo único que les importa. Y es que ha salido a la luz que el tesorero del CDR de Vilafranca del Penedès se lo llevó muerto. Se llenó los bolsillos con el dinero de la organización, supuestamente destinado a realizar acciones en pro de conseguir la independencia. A la hora de la verdad, queda demostrado que la pela es la pela.

El líder supremo catalán fugado de la justicia encargó a una empresa de seguridad de Valls (Tarragona) la mejora de las instalaciones de su mansión. Quim Roca Seguretat es la empresa que se mudó durante unos días a Waterloo para satisfacer los deseos de Puigdemont. Circuito cerrado de televisión, cámaras de seguridad y sistemas de alarma son los nuevos ‘juguetitos’ de Puchi.



Los responsables de la empresa en cuestión y el propio Consell per la República guardan silencio sobre esta información. ¿Para qué confirmar que están empleando el dinero que supuestamente era para Cataluña en los caprichos de un tío que dejó tirados a todos sus súbditos? Hay que tener jeta. Pero ya sabemos todos que Puigdemont es un especialista en esto. ¡Menudo impresentable!

A los delincuentes CDR les dan de su propia medicina

Por otro lado, una prueba más de que los colores que más ‘ponen’ a los indepes son los de los billetes, la encontramos en el comunicado que hizo público el CDR de Vilafranca del Penedés denunciando irregularidades en la gestión de su caja de resistencia. En éste se aseguraba que las aportaciones “custodiadas por la persona responsable” no habían sido devueltas “en su totalidad”. 



Por este motivo, dicha persona ha sido apartada no solo del control de la caja de este grupo de CDR, sino del CDR, que a su vez ha creado una comisión gestora para velar por la “devolución inmediata” del dinero que falta, concretamente un 47% de las aportaciones realizadas por los vecinos del lugar en los últimos meses. Si se roban entre ellos, ¿qué no serán capaces de hacer contra sus opositores? Lo dicho: la pela es la pela. ¡Viva la república independiente del choriceo!

Facebook Twitter

Deja tu Comentario