Peligros del metaverso: principales riesgos que lo hacen inseguro

  • Tecnología
  • 25-01-2022 | 07:01
  • Escribe: Gonzalo Palacios
Mucho se está hablando últimamente del metaverso pero inevitablemente todo avance puede acarrear un lado oscuro


El Metaverso es ese concepto de mundo virtual por el que Facebook o Google, Nvidia y Microsoft están decidiendo apostar hasta tal punto que Facebook le ha cambiado el nombre a su empresa por Meta. No es ningún tipo de concepto nuevo pero vamos a explicarlo de una forma sencilla.

El Metaverso es un mundo virtual. Se trata de un universo al que nos conectaremos a través de una serie de dispositivos que nos harán pensar que realmente estamos dentro de él, interactuando con todos los elementos, según han explicado desde Xataka Basics.



Las claves del Metaverso: en qué consiste la gran tendencia tecnológica de 2021

Nos permitirá teletransportarnos a ese mundo virtual. Los mundos virtuales no son nada nuevo, y existen una gran cantidad de ellos, sobre todo en el sector de los videojuegos. Te creas un personaje y comienzas a vivir aventuras a través de la pantalla de, por ejemplo, un ordenador.



Eso sí, este mundo tendrá, como ocurre con todo en esta vida, su lado oscuro. Debido a que se trata de tecnologías relativamente nuevas, no existen estudios a largo plazo sobre las implicancias físicas y mentales de esta aunque si que se saben algunos peligros.

El origen del Whatsapp



Los peligros del metaverso

Daños físicos: las personas que utilizan tecnologías inmersivas pueden desorientarse en el entorno del mundo real y provocarse lesiones. Incluso podrían acostumbrarse a realizar acciones que no tienen consecuencias en el metaverso. Algunas de ellas son como saltar desde un cuarto piso o caminar hacia el tráfico.

Salud mental: debido a que se trata de tecnologías nuevas, no hay estudios a largo plazo sobre sus impactos físicos y mentales. Se desconoce si dedicar un tiempo prolongado al metaverso puede dar lugar a problemas mentales de gravedad por lo que hay que extremar las precauciones.



Consentimiento digital: no existen leyes ni jurisdicción legal en el metaverso, ya que tampoco existen límites físicos ni fronteras. Eso hace que no haya una responsabilidad sobre las acciones aunque si que hay un marco que regula todo lo que sucede en el mundo digital.

Distorsión de la realidad: el dedicar mucho tiempo a este metaverso puede hacer que la persona distorsione la realidad. Se puede llegar a perder la percepción de la realidad a pesar de que se trata de dos universos completamente distintos en el que en uno de ellos las consecuencias son irreversibles.

Facebook Twitter

Deja tu Comentario