¡Otra víctima acusa de abusos a un fraile de Montserrat!! ¡¡Los Abades 'nunca' supieron nada!!

  • Cataluña
  • 28-01-2019 | 08:01
  • Escribe: Redacción

Una segunda víctima de abusos sexuales en el monasterio de Montserrat denuncia al difunto fraile Andreu Soler y sonroja a la Iglesia catalana


Andreu Soler, difunto fraile del monasterio de Montserrat, fue un depredador sexual sin escrúpulos. O esto es al menos lo que parece tras las últimas denuncias por abusos. Después de ser acusado recientemente de abusos sexuales por una de sus presuntas víctimas, una segunda víctima ha insistido en que también lo hizo con él.

Un hombre llamado Ricard Zamora, de 55 años, asegura que el monje se metió en su cama y le realizó tocamientos en el año 1978, cuando él tenía 15-16 años. Ha narrado estos hechos en declaraciones para el diario catalán Ara.cat. Anteriormente, un hombre llamado Miguel Hurtado había hecho lo propio en El País.

La noche de pesadilla de Ricard Zamora con el fraile Andreu Soler

Ricard Zamora desvela que los hechos sucedieron la primera noche en que durmió en el monasterio, y que se asustó tanto que escapó por la ventana para no volver jamás. Estos abusos datan de 20 años antes que los que denunció Miguel Hurtado, que acusa al fraile de haberle hecho lo mismo en 1998. 

Lo que más llama la atención del caso es que tanto Zamora como Hurtado aseguran que sus respectivas familias y amigos comunicaron a los superiores del monasterio lo ocurrido. Es decir, que los abades Cassià Just, Sebastià Bardolet y el actual, Josep Maria Soler, conocían las prácticas indecentes de Andreu Soler, que fue apartado de su labor en el año 2000, más de 20 años después de la primera denuncia conocida.

Desde el santuario niegan tener algún tipo de constancia de este nuevo caso: “El problema que nos encontramos es ese, no sabemos nada. Por eso hemos creado una comisión para investigar cualquier denuncia que llegue a partir de ahora y pedimos a las posibles victimas que se pongan en contacto con nosotros", explican. A raíz de la información de El País sobre los abusos se ha creado una comisión de investigación formada por la abogada Cristina Vallejo Ros, el médico y exconseller de la Generalitat Xavier Pomés Abella y la psicóloga Begoña Elizalde Raso.

Rumores contra Andreu Soler desde los años 60

Miguel Hurtado asegura que los responsables del Monasterio de Montserrat le confesaron que desde los años 60 ya hubo rumores sobre las prácticas de Andreu Soler, fallecido en el año 2008. Sebastià Bardolet, de 85 años, habría sido la persona que no movió un dedo en ninguno de los dos casos. Se lavó las manos y siempre aseguró que no sabía nada del asunto.

Josep Maria Soler, el actual abad, fue el encargado de trasladar a Soler a otro centro y de pagar una compensación de 7.200 euros a Hurtado, pero no hubo denuncia ante la policía ni se abrió una investigación canónica ni se informó al Vaticano. Solo en 2016, cuando Hurtado le advirtió de que iba a hacer público el caso, se dignó a hacerlo: “Me confesó que había rumores de que tenía relaciones homosexuales con jóvenes desde los años setenta, en los fines de semana que organizaba en Santa Cecilia, otro recinto de Montserrat”, aseguró Hurtado. Con la Iglesia hemos topado.

Facebook Twitter Google+
Deja tu Comentario



Noticias relacionadas..