No se libra: Sánchez tendrá que explicar sus viajes privados en transportes oficiales

  • Política
  • 11-10-2021 | 10:10
  • Escribe: Celeste De Sebastián

Su último viaje a Estados Unidos, o los vuelos en Falcon a la Rioja, entre los movimientos no explicados por el socialista en el portal de Transparencia.




"Material clasificado". Así ha justificado Pedro Sánchez la falta de información sobre algunos de sus viajes privados en transportes oficiales, cuyas características y acompañantes no aparecen en el Portal de Transparencia.

Datos que han sido defendidos por el presidente socialista como "confidenciales", asegurando que su publicación podría dañar considerablemente la seguridad del Estado y de sus principales representantes.



Sin embargo, esta leve explicación por parte de Sánchez no ha sido suficiente para convencer a la Audiencia Nacional que, por tercera vez, vuelve a exigir al socialista que dé las cifras exactas y los nombres de sus acompañantes en algunos de sus más polémicos desplazamientos, desligados oficialmente de su agenda politica.

Marlaska recibe su merecido: silbidos y abucheos allá por donde va



Una determinación de la Audiencia Nacional, que aceptaba así la demanda de información del diario ABC, que se personaba en la causa, por primera vez, en 2019, que busca conocer si el presidente socialista ha abusado de sus recursos oficiales para viajes privados y personales, como acudir a un concierto con su mujer o a la boda de un amigo.

Así pues, la sentencia de la Audiencia Nacional, tal y como relata el citado diario, vuelve a contradecir a la Abogacía del Estado, destacando que ésta "ni siquiera se molestó en discutir que era información pública y que ABC tenía derecho a conocerla".



Viajes privados financiados con dinero público

Esta ausencia de información comenzaba entre enero y mayo del 2019, momento en el que, según el diario denunciante, el Portal de Transparencia evitaba detallar los medios aéreos utilizados por Pedro Sánchez para desplazarse con su mujer a un concierto en Benicàssim, así como a la boda de un familiar en la Rioja, utilizando para ello el famoso avión presidencial Falcon. 

Un transporte propiedad del Estado cuyos gastos, obviamente, son cubiertos por las arcas públicas españolas, y que crean la polémica sobre la posible utilización de este medio público por Sánchez para intereses privados, y no para desplazamientos oficiales, sin que en momento alguno el presidente socialista haya presentado pruebas de lo contrario.



De igual modo, el pasado mes de julio, Sánchez viajaba a Estados Unidos para la firma de varios acuerdos comerciales con empresas norteamericanas. Viaje del que no ha trascendido, a través del Portal de Transparencia, información alguna sobre los gastos o los acompañantes del socialista en este viaje, así como sobre los supuestos acuerdos firmados.

Nueva criba de Sánchez: se queda sólo, pero en la Moncloa

"Han sido detalladas en el portal de la Moncloa" mantienen desde el Gobierno, sin pronunciarse, sin embargo, sobre los encuentros fuera de agenda oficial ni sobre las personas que acompañaron a Sánchez en este viaje, asegurando que es material clasificado", evitando así, hasta ahora, que se conozcan los nombres de aquellos que disfrutaron con el presidente de un viaje que recorrió Los Ángeles, San Francisco y Nueva York.

Lagunas informativas que ahora podrían ser finalmente descubiertas, tras este nuevo varapalo de la Audiencia Nacional al presidente socialista, al que insta a explicar sus viajes con transportes públicos. 

Facebook Twitter

Deja tu Comentario