No es Jurassic Park, pero lo parece: un avestruz persigue en una carrera frenética a un grupo de ciclistas en Sudáfrica

  • Sucesos
  • 31-10-2021 | 09:10
  • Escribe: Bárbara Hermida Carrera

El vídeo del momento demuestra la agilidad y la velocidad del animal, que deja asombrados incluso a los propios ciclistas.




Los protagonistas de Jurassic Park entraban en terreno peligroso... sin saberlo, viéndose rodeados y amenazados por grandes criaturas, que resultaron ser menos 'pacíficas' de lo esperado, dando lugar a una de las mejores sagas cinematográficas de la historia (al menos, para muchos amantes del cine).

Algo que le ha ocurrido en la vida real a un grupo de ciclistas que se encontraban en Cabo Buena Esperanza, a 50 kilómetros de Ciudad del Cabo (Sudáfrica), mientras se pareparaban para la Cape Tour Argus, un especial carrera en un entorno único.



"Es quizás, el evento de ciclismo más grande del mundo" explica uno de los protagonistas de la historia, dando contexto a la extraordinaria historia que experimentaron en sus propias carnes.

La imagen más viral de este Halloween la ha protagonizado el metro de Madrid



Así pues, se encontraban haciendo "un recorrido preparatorio par la carrera", en una zona donde "la carretera del lado del océano estaba tranquila, casi desértica"... pero por poco tiempo.

"De repente, vi un avestruz blanco a mi izquierda. Entonces, esa bestia saltó a la carretera por la derecha ¡y empezó a seguir a mis amigos!" relata el protagonista, que no dudaba en grabar en vídeo lo que sucedía en los instantes posteriores.



Demostración de fuerza y velocidad

"Al principio nos dio un poco de miedo, pero entonces pensé que me iba a caer de la bicicleta de tanto reirme" ha asegurado el chico, que no ha dudado en compartir el vídeo en las redes sociales, donde se ha convertido en un fenómeno viral.

Y no es para menos: si bien las caras de sorpresa y susto de los ciclistas son todo un poema, la espectacular demostración del animal no es para menos: "el avestruz no tuvo ningún problema en mantenerse a 50 km/h, y parece ser que alcanzan los 70km/h sin esfuerzo" explica el chico.



Velocidad y fuerza del animal, más peligroso de lo que podría parecer a primera vista, que casi se convierten en un verdadero problema para los ciclistas, que podrían haber sido alcanzados sin problemas por el avestruz.

Una sospechosa tarjeta como las de 'El juego del Calamar' circula por España: mucho cuidado

Por suerte, el magnífico animal tuvo otros planes en el último momento: "por suerte, la criatura decidió dejarnos solos, ya que nos estábamos quedando sin carretera".

Una decisión que alivió a los protagonistas de esta historia y que dio un final feliz a un vídeo que, sin duda, demuestra la belleza de la naturaleza en su estado puro, y en un entorno tan emblemático como Sudáfrica.

Facebook Twitter

Deja tu Comentario