Messi y Griezmann no se pueden ni ver

  • Deportes
  • 07-01-2021 | 20:01
  • Escribe: Redacción

El delantero francés 'cuida' a sus compañeros de vestuario aprovechando las ausencias del argentino.




Antoine Griezmann ha comenzado su segunda temporada como fichaje 'estrella' del FC Barcelona sin pena ni gloria, llegando a perder la titularidad frente a Bartin Braithwaite.

Una titularidad que si tiene a día de hoy Leo Messi, quien sigue contando con la confianza del míster sobre el terreno de juego... pero no tanto en el vestuario, donde el delantero francés se ha convertido en el líder indiscutible.



El colmo de los colmos: Bale oficializa que volverá al Real Madrid en junio

Y es que su actitud, siempre positiva a pesar de los malos momentos que atraviesa el club azulgrana, y su carácter, extrovertido y cercano, han hecho que el resto de jugadores hayan hecho 'piña' alrededor del francés, quien ha sabido ganarse la confianza del equipo... aprovechando las ausencias de Leo Messi.



Una demostración de que los dos grandes cracks del FC Barcelona no pueden ni verse, ni dentro ni fuera del campo, que se ha hecho más evidente durante estas fiestas navideñas en el seno del equipo azulgrana.

'Detallazos' con el resto del equipo

El pasado 24 de noviembre, tras ganar 0-4 al Dinamo en Champions, Griezmann aprovechaba el camino al aeropuerto en autobís para cantar el cumpleaños feliz a Pedri, que alcanzaba en ese momento los 18 años. Un momento de alegría y euforia al que se unieron todos los compañeros, y que demostraron que el francés es un gran maestro de ceremonias.



Un momentazo que unió al vestuario... excepto al crack argentino, que no era convocado al partido en Kiev.

El Real Madrid trabaja para que Reinier regrese a España tras su cesión fallida al Dortmund



Una ausencia de Messi que vovía a repetirse el pasado 22 de diciembre, ya que el argentino decidía coger un avión privado desde Valladolid, donde habían ganado 03, para volar directamente a Argentina.

Momento que 'aprovechó' el francés para convertirse en Papá Noel; y es que, al llegar a la Ciutat Esportiva, a las tres de la mañana, sus compañeros se encontraron en sus respectivas taquillas un regalo de Louis Vuitton de parte del francés; un detalle que tocaba la fibra de más de uno, ya que el club culé ha prescindido este año del tradicional regalo a sus jugadores por el mal momento económico que atraviesa.

Facebook Twitter

Deja tu Comentario