Merkel se rompe al anunciar 590 muertes en un día y pide nuevas restricciones en Alemania

  • Política
  • 10-12-2020 | 09:12
  • Escribe: Redacción

"Pagar un precio diario de 590 muertos no es aceptable", ha explicado la canciller alemana, Ángela Merkel


La canciller alemana, Angela Merkel, se ha dirigido al Bundestag (el Parlamento federal) en la intervención más emotiva que se recuerda y que está relacionada por las altas cifras de fallecidos por coronavirus en el país.

Merkel, muy afectada por los 590 fallecidos en las últimas 24 horas, ha pedido a los ciudadanos alemanes que reduzcan al máximo el número de contactos interpersonales y que se refuercen las restricciones en estas próximas semanas.


Isabel Díaz Ayuso: la Merkel del Partido Popular

Alemania no logra doblegar la curva y el coronavirus se está cobrando cientos de vidas cada día y Merkel ha querido dirigirse tanto al resto de políticos como a los ciudadanos que residen en el país.


"Lo siento desde el fondo de mi corazón, pero cuando pagamos el precio de 590 muertos en 24 horas, en mi opinión no es aceptable. El número de contactos es demasiado alto", ha dicho la canciller alemana sobre la pandemia.

Alemania recluye a Angela Merkel en su casa



Desde noviembre, los bares, restaurantes, hoteles, museos y teatros están cerrados y se ha conseguido frenar el crecimiento exponencial del coronavirus pero no se han reducido los contagios de forma significativa.

Para poder ir a visitar a los familiares en Navidad, Merkel ha pedido un gran esfuerzo a los alemanes en estas semanas. "Los científicos nos están suplicando que reduzcamos los contactos durante una semana ante de ir a visitar a los abuelos".

La Unión Europea podría cerrar todas las estaciones de esquí este invierno

Merkel toca la fibra de los alemanes

"¿Qué diremos cuando echemos la vista atrás a este episodio histórico único en un siglo? Si mantenemos demasiados contactos antes de Navidad y al final, resulta que son las últimas Navidades con los abuelos, habremos hecho algo mal. No debemos dejar que suceda", ha indicado Merkel.

Ángela Merkel es consciente de que Alemania está en su momento más delicado. Superan los 20.000 contagios cada día y se acercan a los 600 fallecidos por coronavirus y no quiere que esa cifra aumente tras la Navidad.

En el discurso, Merkel se ha mostrado muy afectada y ha pedido nuevas medidas más restrictivas para las dos próximas semanas de cara a intentar reducir la incidencia acumulada.

Estas medidas van relacionadas con limitaciones de la movilidad más duras. Ya se han cerrado los negocios para evitar aglomeraciones y ahora se busca que el contacto entre personas sea mínimo durante un breve periodo de tiempo.

Facebook Twitter

Participa en la encuesta de DonDiario


Deja tu Comentario