Los separatistas se quedan sin pasta para hacer frente a sus chulerías

Los separatistas se quedan sin pasta para hacer frente a sus chulerías

10/12/2018

| Pablo Ruiz

Facebook
Twitter

La 'Caja de Resistencia' del separatismo está bajo mínimos y advierten que no podrán pagar las multas del 1-O

La Caja de Solidaridad que crearon la ANC y Òmnium Cultural para afrontar los gastos judiciales vinculados con el proceso independentista ha recaudado nueve millones de euros, de los que se han gastado 6,  desde que se creó en mayo de 2017.

El separatismo alerta de que la ‘caja de resistencia’ se agota y no podrá pagar las multas del 1-O, y así lo han explicado los expresidentes del Parlament Ernest Benach y Núria de Gispert, que se encargan de gestionar esta iniciativa y avalar el dinero que se recibe.

Así pues, la Caja de Solidaridad está bajo mínimos. Actualmente cuenta con tres millones de euros, un dinero que será insuficiente para afrontar las multas que generará el juicio por el 1-O.

El separatismo alerta de que la ‘caja de resistencia’ se agota y no podrá pagar las multas del 1-O

Los indepes han movido ficha y ya han creado la entidad Associació pel Foment de la Caixa de Solidaritat, que ellos mismos liderarán Benach y De Gispert, para "darle más formalidad" y que pretende afrontar todos los gastos económicos de casos provocados por el proceso soberanista, ya sea de líderes políticos o activistas independentistas.

La Caja de Solidaridad se creó hace un año y medio por las causas judiciales del 9N y después ha afrontado el pago de varias fianzas que han evitado la cárcel preventiva de dirigentes independentistas.

La ANC y Òmnium Cultural gestionaban esta caja, que ahora pasará a manos de Núria de Gispert y de Ernest Benach

Los dirigentes independentistas han presentado la nueva entidad en el Ateneo barcelonés: “Esta asociación ayudará no sólo a los políticos represaliados, sino para todos los catalanes que sufran persecución policial o judicial por acciones en favor de la independencia pacíficas, democráticas y no violentas”, asegura Gispert.

Los 6 que se han gastado han permitido a Artur Mas, Francesc Homs, Joana Ortega e Irene Rigau (9-N) y también al ex presidente fugado de la Generalitat, Carles Puigdemont, pagar las fianzas para no entrar en la cárcel por sus delitos.

“Solidaridad contra las agresiones del Estado. Ayúdanos a hacer frente a las sanciones impuestas por el Estado”, se puede leer en el portal de ‘Asociación para el Fomento de la Caja de Solidaridad’. 

Estos fondos “han de responder a iniciativas de entidades y / o partidos independentistas o bien para seguir el mandato de las urnas y los acuerdos del Parlamento de Cataluña y el Gobierno de la Generalitat en favor del proceso independentista”, proclama la web separatista.
 

Facebook
Twitter

Deja tu Comentario