Los médicos rompen su silencio y responden a Irene Montero: palo descomunal a la podemita

Los médicos rompen su silencio y responden a Irene Montero: palo descomunal a la podemita

30/12/2022

| Alexis Rodríguez

Facebook
Twitter

El sector sanitario estalla contra la ministra de Igualdad por sus acusaciones

Los médicos no se han callado y han cargado contra Irene Montero. De este modo, dicho sector ha mostrado su malestar contra la ministra, debido a que esta los acusa de la supuesta "violencia obstétrica". Lo cierto es que la podemita se está luciendo en estos últimos meses y no deja de hacer "amigos".

Todo se debe a que Montero intentó incluir ese concepto en la reciente Ley del Aborto e insiste en agitar ese ataque contra el colectivo. Asimismo, como ya adelantó 'OKDiario', Igualdad ha financiado y publicitado una revista en la que se achaca a los sanitarios de "violentar" cada día a las mujeres al dar a luz. Sencillamente, bochornoso. ¿Hasta dónde vamos a llegar?

Los palos descomunales que ha recibido Irene Montero: verdades como puños que darán mucho que hablar

 

En la publicación se defiende que son prácticas constitutivas de violencia física, verbal y/o psicológica y que son ejecutadas por el personal sanitario en la atención al embarazo, el parto y el posparto. Entre estas acciones dan ejemplos y citan que "no se informe a la parturienta de los procedimientos que se le realizan, que no se le permita estar con un acompañante en las visitas de seguimiento del embarazo o en el parto, que se le falte al respeto y no se tenga en cuenta su opinión, que a la hora de parir le sean realizados tactos vaginales sin su permiso y por distintas personas, que le suministren fármacos y anestesia sin informarla, que haya estudiantes en el parto sin su consentimiento, que se le haga una cesárea innecesaria o que la separen del recién nacido sin motivo".

No todo queda ahí. También se relaciona a los médicos con responsabilizar a la madre de ser la detonante de un momento de violencia obstétrica al decir por ejemplo que 'no empuja' o 'no está ayudando'.

"No se trata de malas prácticas aisladas. Es fruto de un sistema patriarcal que menosprecia y vulnera los derechos de todas las mujeres y de un sistema productivista que supedita la vida, y en este caso el parto, al mercado. La obstetricia no escapa al machismo de la sociedad", se defiende en este texto publicado por el Instituto de las Mujeres.

"Nos están criminalizando"

Desde el Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos (CGCOM) están hartos de que se les ponga en el foco de esa supuesta violencia obstétrica. "Este concepto no se ajusta a la realidad de la asistencia al embarazo, parto y posparto en nuestro país y criminaliza las actuaciones de profesionales que trabajan bajo los principios del rigor científico y la ética médica", aseguran.

Irene Montero utiliza a los niños para una campaña contra el machismo: la podemita sobrepasa todos los límites

 

"Los profesionales velan por la inexistencia de actos violentos en la atención a las pacientes y recuerdan el compromiso de los especialistas en Ginecología y Obstetricia de velar, en todo momento, por el bienestar de las mujeres, su salud y la de sus hijos y por la mejora de la práctica clínica basada en la evidencia", exponen.

Asimismo, no entienden que se utilice el término "violencia": "Además, cualquier uso del término violencia es particularmente ofensivo: los procedimientos obstétricos que puedan considerarse excesivos e inapropiados serían, en todo caso, acciones basadas en el principio de beneficencia, que buscarían lo mejor para la mujer", señalan.

Facebook
Twitter

Deja tu Comentario