Lo que esconde el acuerdo entre el Barça y Spotify: comisión millonaria y cabezas cortadas

  • Deportes
  • 26-03-2022 | 07:03
  • Escribe: Manuel Simón
Laporta vuelve a quedar retratado y muchos de los suyos abandonan el barco


El FC Barcelona necesita ingresos y ha recurrido a la plataforma de música Spotify para aumentar el dinero que recibe por patrocinios. El acuerdo definitivo entre el club azulgrana y la plataforma Spotify se ha cerrado por un importe anual de 62,5 millones de euros entre 2022-2023 y 2024-2025.

Un acuerdo que ha sido vendido por el presidente, Joan Laporta, como la salvación para el club, que traerá una gran cantidad de fondos para recuperar la estabilidad económica. Pero la realidad es que el contrato con Spotify ha provocado un cisma dentro del Barcelona entre los acólitos del presidente y los que ven las cifras y no creen que sea un negocio adecuado. De nuevo, las sombras de Laporta están por toda la operación, ocultando comisiones y engordando las cifras. Pero le han pillado.



Florentino no quiere despedir a Ancelotti, pero tiene una ocasión de oro que nadie esperaba

Comisiones disparatadas

Laporta no quería que se supiera pero han salido a la luz las comisiones que se han llevado varios intermediarios en la operación, que deja a las claras la torpeza del Barcelona en las negociaciones. Para empezar, el agente de futbolistas Darren Dein se embolsará entre 3 y 4 millones por su papel en las negociaciones, mucho más importante de lo que contaba Laporta en un inicio.



Fue la agencia de Dein la que le hubiera ofrecido al club la posibilidad de un entendimiento con la plataforma de streaming musical más popular del momento y no, como contó Laporta, como resultado de una negociación propiciada desde del club a través de su departamento comercial o de ventas.

Este fue el motivo que causó la dimisión de Ferran Reverter, CEO del club, que tenía avanzadas las negociaciones con otro planteamiento, más diversificado, más ambicioso y lucrativo para el FC Barcelona, una parte con Spotify y otra con otras marcas. Pero Laporta no quiso hacer caso y decidió hipotecar el futuro del Barcelona por un precio irrisorio.



Reinier Jesús dispara la ilusión con Haaland en el Madrid: a buen entendedor pocas palabras bastan

Mal negocio

Las cifras no engañan y la comparación con el Real Madrid es sangrante. El club blanco ingresa 70 millones sólo por la camiseta del primer equipo, mientras que Laporta ha firmado por 67,5 millones las dos camisetas, la masculina y la femenina, la ropa de entrenamiento y el nombre del estadio. Y a esta cifra aún hay restarle la comisión a Dein, que deja el ingreso neto por debajo de los 65 millones.



A partir del 1 de julio, el estadio del Barcelona pasará a llamarse Spotify Camp Nou a cambio de 5 millones anuales hasta el 2025, un mal negocio según los especialistas, ya que el club ya había rechazado anteriormente ‘apellidar’ al estadio por una cifra cercana a los 20 millones anuales. La desesperación ha llevado a Laporta a meterse en un berenjenal del que ya no sabe cómo salir.

Facebook Twitter

Deja tu Comentario