Lo de Neymar Júnior y el PSG fue un juego de niños: ¡¡Al Khelaïfi da otro paso para destrozar al Barça!!

  • Deportes
  • 15-05-2020 | 10:05
  • Escribe: Judith Jiménez

El PSG se ha metido en las negociaciones por Pjanic y quiere entorpecer todos los fichajes del Barça.


El PSG y el FC Barcelona volverán a ser, un mercado más, los grandes protagonistas de los fichajes.

Los parisinos y los culés ya lo han sido tres veranos seguidos por culpa de Neymar Júnior. (Pelotazo a la vista: ¡¡Florentino Pérez ya se frota las manos con el negocio del siglo!!)


El brasileño depositó su cláusula de 222 millones de euros a las arcas de la Liga y del Barça para irse a París. Un fichaje que vino rebotado de un largo culebrón.

Fue por Marco Verratti, al que quisieron insistentemente en la Ciudad Condal, y por el que se armó la guerra con Neymar. Luego ficharon a Xavi Simons, la mayor perla de La Masia tras Take Kubo y Ansu Fati.


Al Khelaïfi busca destrozar el proyecto culé

Un dolorosísimo golpe que es un simple juego de niños. El PSG quiere ir más allá y pretende torpedear todas las negociaciones que tenga en liza Bartomeu.

La culpa la tiene volver a la palestra por el fichaje de ‘Ney’. En Barcelona lo vuelven a querer con ansia y el PSG está preparado para una contundente respuesta.



El primer golpe ya está sobre la mesa y lo avecinan en Francia, pero la lista de objetivos podría ampliarse con el paso del tiempo. (La crisis pone al Real Madrid ante un escenario único e irrepetible: ¡¡Y Florentino tiene un plan!!)

El PSG va a por Pjanic

El primero en torpedearlo será Miralem Pjanic. El bosnio gusta al FC Barcelona y en el club azulgrana pretenden realizarle una oferta próximamente.

Pjanic, ya habría dado el “sí”, es junto a Lautaro y Neymar Júnior la gran prioridad de la dirección deportiva culé. Quieren reforzar el centro del campo y ven al crack de la Juventus como el candidato ideal.

El PSG, sin embargo, se ha metido en las negociaciones y también quiere a Pjanic. Una particular forma de ‘tocar las narices’ para dificultar la misión de mercado de Bartomeu. Y no será el único. Agárrense que vienen curvas...

Facebook Twitter
Deja tu Comentario