¡¡Lección magistral!! El 'maestro' Alfonso Guerra marca el camino al discípulo Sánchez, que necesita mejorar

  • Política
  • 05-12-2019 | 08:12
  • Escribe: Pedro Riscal

"Con este grupo de coros y danzas (populistas e independentistas) parece difícil que pueda haber estabilidad en España", ha dicho Alfonso Guerra.




Pedro Sánchez sabe que la historia del PSOE no está con él. Al menos los históricos. Felipe González y Alfonso Guerra, dos símbolos icónicos del socialismo español en los años ochenta que iban sobrados del carisma que le falta a Pedro Sánchez, intentan mostrarle el camino a Sánchez para que no se desvíe de la lógica política, aunque el presidente en funciones parece duro de entendederas y no reacciona.

Alfonso Guerra, el azote de la derecha en los ochenta desde su cargo de vicepresidente del gobierno formando tándem con el presidente González, le ha dado a Pedro Sánchez una clase magistral de sentido común político a ese alumno que necesita mejorar y quizá pueda subir nota asimilando los conocimientos que le ofrece el catedrático... ¡Si quiere!



En casa de Carlos Herrera, en la Cope, Alfonso Guerra ha indicado que es "ambiguo" hablar de conflicto político en Cataluña, ya que, a su juicio, en la crisis catalana confluyen otros elementos que van más allá de la política. Por ello, ha recalcado que los problemas "delincuenciales" hay que tratarlos con "medidas judiciales". 

"Violación de las leyes y traición a España"

De esta manera Guerra ha desenmascarado la primera mentira de Pedro Sánchez en la fase de recabar apoyos para su investidura. ERC le ha obligado a decir que lo de Cataluña no es un problema de convivencia entre catalanes sino un conflicto político y Pedro Sánchez ha tragado.



"Ellos están empeñados en que allí hay un conflicto político en el que no deben entrar los jueces, eso es mentira", ha dicho Guerra, que entiende que la crisis tiene elementos políticos, pero también hay "violación de las leyes y traición al país". 

Para Guerra el desafío independentista se trata de una "repetición" de lo vivido en España en 1931 y 1934, cuando en la etapa de la II República el separatismo declaró el Estado catalán. Así ha puesto en valor que los constituyentes de la Carta Magna buscaron atraerse a los nacionalistas para que participaran en la construcción del Estado. "Ellos hacen una declaración muy clara que no tiene nada que ver con la autodeterminación. Mire en 40 años cómo ha cambiado", ha valorado.



"Los pactos del PSOE son como darle granadas a los niños para que jueguen"

A su vez, sobre el escenario de investidura, ha criticado los pactos de socialistas con "populistas" e independentistas, considerando que la Legislatura no tendrá estabilidad. "Es como si a los niños se les da para jugar una granada explosiva", ha afeado Guerra, sobre los acuerdos para la investidura de Sánchez.

"Con este grupo de coros y danzas parece difícil que pueda haber estabilidad ninguna", ha añadido, apuntando que le parecería "lógico" que PSOE, PP y Cs se sentaran a hablar. Pero ha reconocido que "hay dificultades para que PSOE, PP y Cs se sienten a hablar, porque la mayoría de los dirigentes políticos son "demasiado adolescentes" y "no caben todos los egos en una habitación".



También ha lamentado las fórmulas "ridículas" empleadas por los nacionalistas en el momento del acatamiento de la Carta Magna y ha advertido de que "esas bromas tienen después consecuencias".  

El exvicepresidente lamenta que en este momento los moderados "no miran a otros moderados, sino a los extremos". "Tendrían que hablar entre ellos, y que haya un mínimo de acuerdo", ha subrayado.

"En la Cámara hay tres grupos constitucionalistas o así se definen, no sería lógico que hablaran. Si hay una diferencia, entre constitucionalistas y otros que no lo son, podrían hablar", ha indicado.

Y ha lanzado una adanada a los separatistas:  "Hubo una enmienda a la Constitución para reconocer la autodeterminación. Y los nacionalistas no la votaron. Y además hicieron un discurso clarísimo, asegurando que no querían nada de independencia. Y al cabo del tiempo, hablan de autodeterminación como si fuera algo que se les ha robado", aseguraba Guerra hablando sobre el supuesto derecho a la autodeterminación que defienden los independentistas.

Y de Bildu ha dicho "no está en la línea de la democracia" acusando al PSOE por no aislarlo, como sucede en Europa. "No considero aceptable que se quiera blanquear a los asesinos o pagadores de asesinos, en el caso de Bildu, o los grupos que quieren la recuperación del Franquismo", en referencia velada a Vox.

La plurinacionalidad de PSC

Por otro lado, el expresidente ha criticado que el PSC introduzca el debate de la plurinacionalidad, pues cuestiona que no hay propuestas concretas. "¿Cuándo se dice que España es un estado plurinacional, cuántas naciones hay? No contesta nadie", ha reiterado.

"Cuando sacan pecho diciendo que hay que reformar la Constitución nadie dice el porqué, nadie dice: 'Este es el párrafo que quiero poner'. Porque saben perfectamente que España es un Estado federal, mucho más descentralizado que la inmensa mayoría de Estados del mundo", ha zanjado, a la vez que ha reiterado que"ha habido una pulsión nacionalista desde finales del siglo XIX en el País Vasco y Cataluña".

Facebook Twitter

Deja tu Comentario