La supremacista Ponsatí echa tierra sobre los JJ.OO. de invierno: no los quiere porque serían "españoles"

  • Política
  • 06-02-2022 | 07:02
  • Escribe: Celeste De Sebastián
La independentista sostiene, además, que la economía catalana no debe sostenerse gracias al "turismo de masas" que provocaría la celebración olímpica.


La posible celebración de los Juegos Olímpicos de Invierno en el Pirineo barcelonés sigue siendo una de las cuestiones más polémicas y discutidas dentro del independentismo catalán. 

Y es que, mientras muchos aseguran que esta celebración deportiva podría ser el empuje que lleve al territorio catalán a la recuperación económica y turística tras la pandemia del coronavirus, algunos independentistas radicales aseguran que esta celebración sólo reforzaría la idea de que Cataluña forma parte de la nación española, perdiéndose la idea de la autonomía catalana como una nación independiente.



Entre estos últimos se encuentra Clara Ponsatí quien, fugada en Waterloo junto a Carles Puigdemont, cree saber cuál es el mejor futuro para la autonomía catalana, actualmente hundida en una crisis social y económica casi sin precedentes.

Los 9.000 asesinados de Lluís Companys valen menos que 59 brujas del siglo XVI



Así pues, eurodiputada fugada de JxCat ha asegurado que los JJOO en el Pirineo "son una mala idea" porque, según ella, promueven un proyecto de Juegos Olímpicos "españoles".

"El proyecto alimenta el expolio económico del país en beneficio de las élites españolas y su proyecto político, a costa de romper el territorio y ahogar las oportunidades de la gente" ha subrayado la independentista en un artículo en 'Vilaweb'.



Haciendo hincapié en esta idea, Ponsatí ha asegurado que la celebración de estos Juegos no sólo sería "condenar al país a la subordinación nacional", sino que también supondría "cnceder al Estado el garrote que precisa para dar un golpe definitivo al conflicto durante la próxima década".

Rechaza la inversión económica de los JJOO

"Todo el independentismo debe decir un no claro a la candidatura de los Juegos Olímpicos de Invierno en 2030, no a unos Juegos Olímpicos coorganizados con Javier Lambán, no a unos Juegos Olímpicos auspiciados por España" ha señalado en su artículo de opinión la fugada.



Un rechazo que también ha querido justificar económicamente, asegurando que Cataluña no necesita el turismo 'de masas' que conllevaría la celebración olímpica.

Las mentiras tienen las patas muy cortas: Laura Borràs, retratada y esclava de sus palabras 

"¿Queremos que la peor herencia de Barcelona 92, la ciudad adocenada para turistas, suba hasta las cimas del Pirineo? Un gobierno responsable debería ayudar a construir un futuro rico y lleno de oportunidades, que se adapten a las posibilidades del futuro" ha destacado.

Palabras con las que Ponsatí demuestra desconocer, no sólo la acuciante necesidad de reflote económico que vive la autonomía catalana actualmente, sino la realidad de la estructura económica de Cataluña, cuyo PIB depende en gran medida de la imagen internacional de Barcelona y sus alrededores, siendo el turismo el gran motor económico del 'país' que dicen defender y amar hasta el punto de fugarse antes de defenderlo desde prisión. 

Facebook Twitter

Deja tu Comentario