La sobrina de Jorge Javier le mete en un problema inesperado

  • Famosos
  • 23-09-2020 | 07:09
  • Escribe: Blanca Torres

Jorge Javier Vázquez confiesa que su sobrina quiere verle en La Resistencia, un programa del que Kiko Hernández echó pestes hace unos meses


Si hay un programa de entrevistas que destaca en la actualidad en la televisión española es La Resistencia, a la altura de El Hormiguero. David Broncano se ha convertido en uno de los presentadores más famosos del panorama nacional gracias a sus preguntas irreverentes, hecho que genera simpatías y también antipatías.

El mejor ejemplo lo tenemos en Sálvame. Jorge Javier Vázquez ha admitido en su blog de Lecturas que su sobrina quiere verle acudiendo al programa de Movistar. No obstante, Kiko Hernández aseguraba hace unos meses que las preguntas que Broncano hace a sus invitados, interesándose por sus relaciones sexuales o por el dinero que tienen en el banco, le parecen indecentes.


Paolo Vasile no perdona y Carlota Corredera se queda sin trabajo (otra vez)

"Mi sobrina se empeña en que David Broncano me lleve a su programa porque le encanta. 'Es que hace entrevistas originales. Te pregunta cuál es tu río favorito, no sabe nada del entrevistado. No es lo de siempre'. Vamos, que solo le ha faltado decirme: 'No es lo que llevas haciendo tú desde hace tantos años, tío'", confiesa Jorge Javier sobre su sobrina.


Unas palabras que le pueden meter en un problema con Kiko Hernández teniendo en cuenta su visión muy diferente del programa de David Broncano. 



Kiko Hernández, contra La Resistencia

"Me parece una indecencia, luego dicen de este programa pero a mí me parece una indecencia preguntarle a alguien cuánto dinero tiene, pues mire usted, el que haya ganado trabajando. A mí, que lo preguntes tú que te considero amiga y una buena profesional, también me parece fuera de lugar", aseguró sobre la pregunta del dinero.

"A un político sí me gustaría saberlo pero a un colaborador... será lo que haya ganado fruto de mi sudor y de mi trabajo, ¡pero qué es esto!", exclamaba.

El día más temido de Kiko Hernández: ¡¡Casi medio millón de euros está en juego!!

Respecto a la pregunta del sexo, más de lo mismo: "¡Y a usted qué el importa! ¿Cuánto tiene su madre?", gritaba.

Sin embargo, no tiene ningún problema en hacer todo tipo de preguntas y afirmaciones a los invitados y a sus compañeros. Kiko Hernández ha dicho auténticas barbaridades en plató, pero le molesta que alguien pueda interesarse por su vida sexual o su economía.

Facebook Twitter
Deja tu Comentario