La reina de Inglaterra no se puede resistir a esta delicia: descubrimos su plato favorito

La reina de Inglaterra no se puede resistir a esta delicia: descubrimos su plato favorito

05/09/2022

| Enrique Sanz

Facebook
Twitter

Isabel II lleva años tomándolo y ahora se conoce qué es

La reina de Inglaterra es una de las principales personalidades políticas de los últimos 50 años. Su longevidad en el trono ha despertado bromas y curiosidad de igual manera, pero todavía a día de hoy se conocen secretos de una de las monarquías más conocidas y carismáticas de todo el planeta. Isabel II todavía está a tiempo de coronarse como la monarca más longeva de la historia.

Sin embargo, Isabel II sigue una estricta dieta que quizá haya hecho su parte en conservar a la reina. Además de los platos típicos de la gastronomía británica, la monarca no puede resistirse a un plato que lleva tomando desde hace muchos años y que tiene plenamente integrado en su dieta: el sándwich de mermelada.

La intrusión en el castillo de Windsor que desató el pánico: Isabel II corrió peligro

Isabel II lleva desde los cinco años comiendo sándwiches de mermelada a la hora del té, situada entre las 15:30 y las 17:00 horas. Esta tradición ya ha sobrepasado a varios jefes de cocina del palacio de Buckingham, centro del poder de la monarquía británica. La rigurosidad con la que Isabel II se adhiere a su hábito es digna de admiración.

El antiguo chef real Darren McGrady, que acumuló 15 años de experiencia trabajando para la Casa Real, ha desvelado todos los secretos acerca de este hábito de Isabel II: "Es pan y mermelada con un poco de mantequilla, generalmente mermelada de fresa. Hacíamos la mermelada en el castillo de Balmoral, con las fresas escocesas de los jardines".

Darren McGrady ha revelado que la reina de Inglaterra siempre ha preferido dos tipos de sándwiches. Además del dulce de mermelada, su contraparte salada estaba compuesto por atún con mayonesa, con una abundante cantidad de mantequilla untada en las caras interiores del pan y servido con un poco de pimienta y varias rodajas de pepino.

La reina de Inglaterra es inflexible con los horarios. Isabel II siempre ha considerado sagrada la hora del té, sin importar el momento o el lugar en el que estuviese. McGrady confirma este rumor con una anécdota más que sorprendente: "Siempre tomaba el té de la tarde dondequiera que estuviera en el mundo. Habíamos volado a Australia y estábamos en el yate real. Eran las cinco de la madrugada, pero para la reina eran las cinco de la tarde, así que mi primer trabajo ese día fue preparar unos 'scones'".

La monarca británica vuelve a despertar la preocupación entre sus súbditos. La cancelación de dos nuevos actos previstos para esta semana y su inesperada ausencia de los Juegos de las Highlands, celebrados en Escocia, han disparado los rumores sobre su frágil estado de salud. A pesar de todo, los responsables de velar por el estado de la monarca han aclarado que no acude a este evento por primera vez en 70 años debido a sus recientes problemas de movilidad. Le sustituirá su hijo Carlos, el heredero al trono.

El escándalo que persigue bal príncipe Carlos: una millonaria donación de la familia Bin Laden pone a todos en alerta

Estos mismos problemas han ocasionado la ruptura de muchas tradiciones que había impuesto la monarca británica desde su llegada al trono del Reino Unido, pero su avanzada edad no le permite retomar su ajetreada agenda política: no puede viajar fuera del castillo de Balmoral, situado en Escocia, para no poner en riesgo su salud. Allí recibirá de forma oficial al nuevo primer ministro cuando Boris Johnson complete su salida del Gobierno y elija un sucesor.

Facebook
Twitter

Deja tu Comentario