La purga de Solari empieza por Bale y Asensio

  • Deportes
  • 26-11-2018 | 07:11
  • Escribe: Redacción

Solari medita hacer varios cambios para los próximos partidos y ya tiene algunos señalados




La derrota del Madrid ante el Eibar en Ipurúa vuelve a dejar varios señalados en el equipo. Ninguno de los que jugaron estuvo al nivel, pero algunos directamente ni se presentaron a un partido que era importante y el equipo tiró a la basura. 

Solari introdujo algunas novedades durante sus primeros partidos, más por las necesidades tras lesiones que seguramente por ganas. Porque a la que ha ido recuperando a los pesos pesados, pese a estar lejos de su mejor forma, ha decidido contar con ellos.



Cambios obligados en todas las líneas del campo

Es por eso que desde el club esperan algún movimiento del argentino de cara a los próximos compromisos. Gareth Bale y Asensio seguramente sean los principales damnificados, mientras que Lucas Vázquez, Isco o Mariano podrían entrar en el once. 

El único que está respondiendo a su mayor protagonismo es Dani Ceballos, aunque en el último partido le colocó de pivote y claramente se vio que no es su posición. Sin Casemiro hasta detro de un par de semanas, Solari tiene a Llorente y Valverde para cubrir ese puesto, pero no confía en ellos. 



También esperan recuperar a Reguilón y que pueda ser capaz de sentar a un Marcelo que sigue mostrando su debilidad en defensa. El canterano jugó a gran nivel en los partidos que dispuso, aunque una lesión le ha impedido coger el impulso definitivo. 

En la delantera también podría probar cosas nuevas. Tiene un trío jóven y con ganas de demostrar cosas en el banquillo con: Lucas, Vinicius y Mariano, además de un Isco que puede desenvolverse en puestos más ofensivos. Si el tridente actual (Bale, Asensio, Benzema) no funciona, el técnico debería arriesgar con algunos cambios. 



La exigencia de los próximos compromisos ante Roma y Valencia es altísima, pero la plantilla blanca es lo suficientemente profunda como para no tener que echar a nadie de menos. Para el inminente duelo de Champions, la única línea que parece inamovible es la defensa, que aunque vive en horas bajas, apenas cuenta con efectivos en estos momentos. El resto del once podría variar para demostrar que el fondo de armario también es importante. 

Facebook Twitter

Deja tu Comentario