La pancarta más siniestra de las protestas: "Nos habéis enseñado que ser pacíficos es inútil"

  • Cataluña
  • 23-02-2021 | 08:02
  • Escribe: Alejandro Jiménez

La 'libertad de expresión', la excusa de estos radicales para destrozar nuevamente las calles de Barcelona.




Seis noches duran ya las protestas contra la condena y entrada en prisión del rapero Pablo Hasél en Barcelona.

Unas protestas que, sin embargo, están siendo utilizadas por los jóvenes radicales para destrozar e incendiar a placer las calles catalanas, sin que los efectivos de los Mossos d'Esquadra aún hayan recibido apoyo de las instituciones, ni órdenes a seguir contra estos violentos.



Durante estas seis noches, los vecinos de Barcelona han visto arder contenedores, con grandes columnas de humo que se colaban en los hogares; los hosteleros han visto como sus bares y restaurantes, recién abiertos tras la pandemia del coronavirus, han sufrido fuertes daños en su mobiliario, estando destrozadas cientos de terrazas y locales, al igual que ha sucedido con bancos, comercios, etc.

Lo que esconde el golpista Puigdemont sobre sus orígenes: es un charengo andaluz



Unos actos de violencia extrema que, en esta sexta noche, los radicales han intentado justificar de cara a la ciudadanía, asegurando, con una pancarta, que la violencia es la única vía para actuar para conseguir un propósito.

"Nos habéis enseñado que ser pacíficos es inútil" han remarcado en una gran pancarta, que han paseado esta noche en varias calles de la Ciudad Condal.



La 'libertad de expresión', la excusa perfecta para la delincuencia

A pesar de que muchos manifestantes han demostrado ante los medios de comunicación, presentes en la protesta, que desconocen la auténtica razón por la que se están manifestando, muchos aseguran que la protesta callejera se está produciendo para defender la libertad de expresión del rapero condenado.

La CUP se echa para atrás y ya no pide la independencia



Una 'libertad de expresión' que ahora ha pasado de las palabras a los hechos, apoyándose los en este derecho para destrozar e incendiar las calles barcelonesas a sus anchas.

La misma excusa que utilizaron en otras ocasiones los radicales independentistas, que aprovechan cualquier excusa para crear el caos en la ciudad, a la vez que para saquear tiendas,bancos y todo comercio que se cruce en su camino, bajo la premisa de defender sus derechos y libertades, olvidando los derechos de aquellos a los que perjudican con esta nueva ola de violencia en Cataluña que, una vez más, no vuelve a dormir tranquila.

Facebook Twitter

Deja tu Comentario