La operación que quiere hacer el AC Milan con Brahim: se 'copian' del Real Madrid

La operación que quiere hacer el AC Milan con Brahim: se 'copian' del Real Madrid

30/11/2022

| Iris López

Facebook
Twitter

Los italianos quieren que el futbolista español se quede definitivamente en el equipo

Brahim Díaz se encuentra entre dos aguas: mientras espera a que se resuelva su situación, el número 10 de los rossoneri está concentrado en darlo todo para su actual equipo, del que se ha convertido en una pieza clave y al que ha llevado a rendir al máximo nivel y a regresar a la Champions. Este excepcional rendimiento ha provocado que la directiva del equipo transalpino quiera tenerlo de forma definitiva en su plantilla.

Debido a esta razón, los mandatarios rojinegros intentarán llevar a cabo la misma estrategia que el Real Madrid hizo con Vinícius Tobías: alargar su cesión el máximo tiempo posible y después ejecutar una cláusula de compra para asentar definitivamente al jugador y convertirlo así en una pieza clave del equipo del norte de Italia. Aunque el movimiento podría ser útil, las condiciones no son parecidas, según la información publicada por el diario 'Defensa Central'.

A pesar de que los directivos del Milan puedan hacer efectiva la cláusula que tienen sobre la cesión de Brahim, tal y como se acordó cuando se firmó su contrato de cesión, la realidad es que el Real Madrid sí tiene una cláusula de repesca sobre el mediapunta malagueño: esta cláusula no existe en el contrato y el acuerdo que se formalizó con el Shakhtar Donetsk, que no podría recuperar a su lateral derecho en caso de que el Madrid decidiera hacerse con sus servicios de forma permanente.

El AC Milan quiere pillar "desprevenido" al Real Madrid

Aunque no lo parezca, Brahim Díaz siempre ha estado entre los objetos del club blanco. Sin embargo, con el regreso de Santiago Solari al club y su ascensión como enlace entre vestuario y directiva y su posición como el encargado de gestionar de cerca la mayoría de los aspectos relacionados con las secciones de fútbol del equipo merengue ha provocado que el ruido en torno al mediapunta crezca considerablemente.

Durante el breve paso de Solari por el banquillo del Santiago Bernabéu, apostó y creyó firmemente en Brahim como parte del futuro centro del campo del Real Madrid. Además de darle las primeras oportunidades de jugar en el mejor equipo del mundo a futbolistas que hoy están totalmente consolidados como Fede Valverde o Vinícius Jr. 

Su papel en la operación Brahim Díaz será clave para decidir sobre el retorno del malagueño al Bernabéu.

Todo se resume en que el Real Madrid considera que el joven podría tener un hueco en el equipo con la salida de Luka Modric y Toni Kroos en un futuro no muy lejano. 

Un futuro para Luka Modric

Luka Modric está muy concentrado en su temporada con el Real Madrid y, ahora mismo, con su selección en el Mundial de Qatar. Cabe recordar que el centrocampista termina contrato el próximo mes de junio, un hecho que hace pensar sobre su futuro. Pero la posibilidad de convertirse en entrenador blanco empieza a rondar por la cabeza de Luka.

Modric todavía puede demostrar que tiene fútbol en sus botas, el croata ha realizado un inicio de temporada más que notable y está siendo líder de su selección en el mundial. Sin embargo, está en su último año. Luka, que ha ido renovando de año en año, parece tener muchas dudas sobre su decisión por lo que los próximos meses serán más que claves.

En el caso de continuar un año más, tendrá que renovar y su deseo de dar el salto a los banquillos tendría que esperar otro año. Pero lo que tiene claro es que en algún momento quiere ser entrenador. Su idea, después de colgar las botas, es sacarse el curso de técnico y ejercer como tal.

Su plan, a medio-largo plazo, es convertirse en el entrenador del Real Madrid, según la información publicada por el diario 'Defensa Central'.

Todos los madridistas coinciden en una cosa, Luka Modric se ha ganado el derecho a decidir ya que se ha convertido en una leyenda del Real Madrid. Ha pasado a la historia del Rey de Europa gracias a su talento y personalidad. Y, a pesar de tener 37 años, es el claro ejemplo de que la edad es solo un número. Ahora, a tan solo unos meses de tomar una decisión, los merengues aguardan con paciencia el rumbo que tomará su futuro.

Facebook
Twitter

Deja tu Comentario