La madre asesina de Gerona mató a su hija con 80 pastillas

  • Sucesos
  • 03-01-2020 | 05:01
  • Escribe: Celeste De Sebastián

La mujer ha ingresado en prisión provisional comunicada y sin fianza.


La madre de la niña de diez años asesinada se ha ratificado en todo lo que dijo en dependencias policiales y en la reconstrucción de los hechos. 

Ella misma ha confesado que el pasado 30 de diciembre disolvió en un vaso de agua unas 80 pastillas de 'Lormetazepam', un potente medicamento antidepresivo, que le suministró posteriormente a su hija de diez años, con el pretexto de ser un medicamento para el dolor de garganta de la menor. 


Tras suministrarle la mezcla, ahogó a la pequeña en la bañera. (El aviso de un bar valenciano que tiene aterrorizados a los niños)

Fue ella misma quien, tras perpretar el crimen, contactó a través de Messenger con el periodista Albert Soler, a quien confesó todo lo que acababa de suceder. De la misma manera, avisó a una vecina de avanzada edad, cuyo hijo es Policía Nacional.


Ahora, la juez del juzgado de instrucción nº1 de Gerona ha decretado su ingreso en prisión provisional comunicada y sin fianza por un delito de asesinato. 

Con antecedentes de depresión y trastorno de conducta

En los últimos años, la ahora detenida había sido diagnosticada con un trastorno de conducta grave; de hecho, estaba a punto de ser incapacitada legalmente por sus familiares, que en los últimos tiempos se hacían cargo de la niña.



Hasta el 24 de diciembre, la madre de la fallecida había permanecido ingresada de un centro psiquiátrico; tres días después, habría acudido de urgencia a un centro médico, asegurando que tenía intenciones suicidas.

La Fiscalía ha solicitado su internamiento en un centro penitenciario controlado por médicos, mientras la defensa pide su ingreso en un centro psiquiátrico, o la libertad de la asesina confesa de su hija. 

Facebook Twitter
Deja tu Comentario