La lógica de Solari frente a las incongruencias de Julen Lopetegui

  • Deportes
  • 04-11-2018 | 08:11
  • Escribe: Francisco Rubio

Solari aplicó una serie de cambios ante el Real Valladolid que desacreditan un poquito más el trabajo de Lopetegui en el Real Madrid




Santiago Solari ha devuelto la lógica al Real Madrid. El argentino seguirá o no al frente del primer equipo y le saldrán mejor o peor las cosas, pero lo que está claro es que los primeros compases de su estancia en el banquillo madridista reflejan un cambio de guión notable respecto a la era Lopetegui.

El ex entrenador del Castilla aplicó una serie de cambios al equipo ante el Real Valladolid que reflejan que tiene las ideas más claras que su antecesor. La principal de todas fue apostar por Vinicius durante un periodo más largo que Julen: le dio entrada al brasileño a falta de 20 minutos y el joven de 18 años le resolvió el partido con un gol que abrió la lata, aunque fuera de rebote.



Las decisiones lógicas contra las incongruencias de Lopetegui

Dar entrada a Vinicius con 0-0 era una decisión lógica, como también lo fue apostar por los laterales suplentes en ausencia de Carvajal y Marcelo. Tanto Odriozola como Reguilón habían quedado relegados al ostracismo en los últimos tiempos, algo incomprensible teniendo en cuenta la confianza que tiene en ambos el club blanco y el rendimiento que han demostrado que pueden dar.

El cambio de Casemiro fue otra decisión lógica pero que Lopetegui probablemente no habría tomado. Solari sabe que en el Madrid no valen medias tintas: un empate es una derrota. Y por eso fue a por el partido. El argentino dio entrada a Isco para quitar al medio defensivo e ir a por el triunfo. El resultado, los tres puntos al bolsillo.



Por último, pero no menos importante, está el caso de Isco. Mientras Lopetegui prácticamente le obligó a volver con urgencia a los terrenos de juego tras su apendicitis, Solari se ha propuesto darle el tiempo necesario para que se recupere plenamente: descansó en Melilla y ante el Valladolid salió en la segunda parte. Todas son decisiones que tomaría un entrenador con dos dedos de frente, pero que Lopetegui no tomó en su momento.

Solari, dispuesto a hacer las cosas bien

Santiago Solari ha conseguido en una semana lo que Lopetegui no había conseguido en varios meses: hacerse respetar. Sus decisiones no son al tuntún, las toma con causas y sentidos. En la directiva no han cerrado la puerta todavía a que llegue un nuevo entrenador al primer equipo, pero cada vez es menos descabellado que el argentino se quede al frente de la plantilla al menos hasta final de temporada.



Facebook Twitter

Deja tu Comentario