La imputada por corrupción Laura Borrás anima a Batet a desobedecer a la Justicia en el 'caso Rastas', como ella ha hecho mil veces en Cataluña

  • Cataluña
  • 23-10-2021 | 09:10
  • Escribe: Celeste De Sebastián

Critica la independentista que el Estado español ponga en riesgo "los estándares democráticos" con sus continuas actuaciones.




El Tribunal Supremo alertaba este viernes a Meritxell Batet, a través de una misiva oficial, que la inhabilitación a la que se condenó al podemita Alberto Rodríguez era "obligatoria", instando a la presidenta del Congreso a tomar medidas inmediatas para garantizar el cumplimiento de la condena impuesta.

Una misiva que era pronto acatada por Batet, que este sábado, optaba por supeditarse al criterio del Alto Tribunal de Marchena, activando la inhabilitación por sufragio pasivo a Rodríguez durante el tiempo estimado por la Justicia española.



Algo ante lo que no ha tardado en reaccionar Laura Borràs quien, defendiendo su posición dentro del Parlamento catalán, ha aprovechado la ocasión para cargar contra el Estado español y contra la Justicia, a la que culpan de haber 'condenado' de forma injusta y bajo intereses políticos a los líderes del procés secesionista.

Marcel Vivet llama 'asesina' a España mientras promueve la violencia y el caos en Cataluña 



Así pues, la presidenta del Parlament lanzaba una clara advertencia a su homóloga española, reprobando la decisión tomada por Batet a exigencia del Supremo.

"De presidenta a presidenta" le ha espetado Borrás, en declaraciones a la prensa "Lo que tiene que hacer es respetar la autonomía de su cámara como yo intento respetar la autonomía de la cámara legislativa de los catalanes [...] reivindicando y ejerciendo siempre la preservación de la separación de poderes [..] y la no injerencia de las instancias judiciales".



Carga contra el Estado español

"No podrán decir que no hubo bastantes gritos de atención" ha lamentado la independentista, poco después de conocerse la decisión de Batet sobre la situación de Alberto Rodríguez.

Pero Borrás no se ha limitado únicamente a condenar la inhabilitación del podemita, sino que ha aprovechado el contexto para cargar, una vez más, contra el Estado español, acusándolo de interferir en la Justicia para seguir oprimiendo a sus contrarios, retomando la premisa independentista del 'victimismo' frente a la violencia y la opresión españolas.



Puigdemont, a la desesperada: ahora pide a la Justicia española que se replantee la euroorden

"El Estado español está dispuesto a poner en peligro los estándares democráticos" ha asegurado la presidenta del Parlament, en referencia, no sólo a la condena de Rodríguez, sino también a las condenas judiciales de los independentistas del procés, destacando que estas injerencias del Estado en las cuestiones judiciales se han producido, no porque existan verdaderos delitos, sino por la necesidad de preservar la unidad de España a costa, incluso, de romper la división de poderes de un estado democrático.

 

Facebook Twitter

Deja tu Comentario