La división política a pie de calle: ¡Los constitucionalistas luchan por su Diada!!

  • Cataluña
  • 12-09-2020 | 09:09
  • Escribe: Redacción

Hartos, muchos catalanes no-independentistas han salido a la calle este viernes a apagar los tumultos de los radicales.


Este viernes, los independentistas radicales han vuelto a hacer suyas las calles de Cataluña, así como la celebración de la Diada, que cada año, se convierte en la festividad de los independentistas catalanes, en vez de una celebración de toda la población catalana.

A pesar de que el confinamiento y las medidas de seguridad ante el coronavirus han hecho que la Diada de este año haya sido la más descafeinada que se recuerda, miles han sido los radicales independentistas que han salido a la calle para exigir, una vez más, la secesión de Cataluña del resto de España.


El Gobierno ignora a Torra: "No habrá disculpa ni del Rey ni de Pedro Sánchez"

Así pues, y ante el aparente beneplácito de la Generalitat de Cataluña, estos radicales han quemado mobiliario urbano, paralizado vías de tren e, incluso, han quemado varios muñecos que representaban al Rey Felipe VI, así como un cuadro en el que aparecía representada toda la Familia Real española.


Más de 100 manifestaciones de distintas magnitures se han sucedido por todo el territorio catalán, con una gran imprudencia uniéndolas a todas: el hecho de que, en ninguna de estas manifestaciones, se ha cumplido con las normas de seguridad contra el coronavirus, a excepción de llevar mascarillas, cuestión penalizada con una multa administrativa.

Los vecinos de Barcelona, hartos de los incendios

Sin embargo, esta Diada descafeinada también ha sido la Diada de los constitucionalistas catalanes.



La Guardia Civil detiene a cuatro delincuentes separatistas que intentaban cortar las vías del tren en Lérida

Y es que muchos ciudadanos catalanes, hartos de la situación política que atraviesa la comunidad autónoma, y hartos de los continuos actos vandálicos de los radicales secesionistas, han decidido actuar para recuperar esta fiesta regional.

Así pues, muchos han sido los constitucionalistas catalanes que han mostrado su rechazo a los independentistas, a través de banderas de España, vídeos protesta en las redes sociales y, en el caso de Barcelona, llegando incluso a salir a la calle.

En el paseo de Gràcia, uno de los más representativos de la Ciudad Condal, han sido los vecinos los que han conseguido disolver la marcha convocada por los CDR, apagando los incendios en los contenedores provocados por los radicales, tirando agua desde sus balcones y, en algunos casos, saliendo a la calle a comprobar el estado del mobiliario.

Una bandera española provoca la rabieta de un descerebrado

Una nueva demostración de la fuerte división social que se está viviendo en Cataluña debido a la división política que, incluso en estos tiempos de crisis sanitaria y económica, predomina sobre los intereses de la ciudadanía catalana.

Facebook Twitter
Deja tu Comentario