Kiko Matamoros, muy emocionado y al borde del llanto en Viva la vida: "La mitad de mi vida se la debo a mi padre"

  • TV y Cine
  • 11-10-2021 | 09:10
  • Escribe: Pablo Ruiz

Kiko Matamoros, colaborador de Mediaset, ha hablado con Emma García del momento más duro de su vida




Kiko Matamoros, colaborador de Viva la vida, se ha sincerado en el programa de Telecinco presentado por Emma García sobre el momento más duro de su vida. Al padre de Diego y Laura Matamoros casi se le caen las lágrimas cuando le ha tocado hablar de su padre.

El colaborador de Sálvame y de Viva la vida ha confesado a sus compañeros del programa de Telecinco que sufrió malos tratos por parte de su padre. Asimismo, ha añadido que, con el paso del tiempo, ha conseguido perdonarle por todo el mal que le hizo en el pasado.



Problemas para Kiko Matamoros en el mundo de la noche: le han advertido seriamente

"La verdad es que no le guardo ningún rencor", ha dicho Kiko Matamoros visiblemente afectado por volver a recordar lo que le hizo su padre cuando era más joven. El tema ha surgido cuando en el plató ponían un fragmento de la entrevista que ha concedido a Álex Fidalgo para su podcast 'Lo que tú digas'.



Kiko Matamoros ha impactado mucho a sus compañeros con sus palabras sobre su niñez y sobre su forma de pensar acerca de su padre. "Todos nos equivocamos... Yo a mi padre le quiero mucho y le agradezco estar aquí. La mitad de mi vida se la debo a él".

Casi al borde del llanto, Kiko Matamoros ha explicado que tuvo que marcharse muy joven de casa para evitar las palizas "salvajes" que le daba su padre de forma muy frecuente. "Pensaba, a ver si me muero ya", ha explicado sobre aquella complicada etapa de su vida.



El colaborador de televisión ha reconocido que ya lo tiene superado y que eso le ha servido para ser mejor padre con sus hijos, a los que jamás ha pegado. "A mis hijos no les he puesto una mano encima en la vida, precisamente por el rechazo que me produce esa educación".

Kiko Matamoros, al desnudo: las drogas, los indultos y Rocío Carrasco



Sus padres, su punto débil

Kiko Matamoros es una persona serie y aparentemente muy sólida pero todo el mundo tiene un punto débil y el colaborador de Sálvame y de Viva la vida ha dejado claro que el suyo son sus padres. Su madre jugó un papel muy importante en su vida mientras que su padre le trató de la peor forma posible.

Sobre su madre, el colaborador de Mediaset ha reconocido, en varias ocasiones, que la echa mucho de menos y que falleció "demasiado pronto" tras una larga enfermedad degenerativa. "Tenía la sonrisa más bonita del mundo, era muy generosa. La echo mucho de menos".

Facebook Twitter

Deja tu Comentario