Jordi Cañas destruye a los indepes desvelando qué es lo más "pornográfico y obsceno" que ha visto en política

  • Cataluña
  • 14-07-2019 | 09:07
  • Escribe: Bárbara Hermida Carrera

El eurodiputado cree que habría que aplicar la Ley de Seguridad Nacional para controlar a los Mossos.




Tras un parón de cinco años, Jordi Cañas vuelve a la política con Ciudadanos, siendo elegido eurodiputado por este partido.

Y parece que ha venido a dar 'caña' a la política, sobre todo, a la independentista catalana, la cual considera que es una "metapolítica" lamentable: "se basa en los sentimientos, cuando la política es algo pragmático".



Así lo ha afirmado en una entrevista en el programa 'Converses' de COPE Catalunya,donde ha dejado sus ideales muy claros. "Para mí, la política es una forma de entender la vida [...] La política requiere de formas de incidir en la vida pública con la base del respeto a la Ley. Solo se puede desarrollar con normas de juego que todos debemos respetar".

Utilizaba estas palabras para entrar de lleno en el conflicto catalán, el cual ha considerado que es "una de las cosas más pornográficas y obscenas que he visto en política". Así pues, considera que estos movimientos golpistas han hecho que la ciudadanía pierda la confianza en la política, lo cual "será lo más difícil de restituir".



Al haber pasado tanto tiempo lejos de la política activa, es fácil analizar las cosas desde fuera, y Cañas lo tiene claro: "estamos infinitamente peor que hace cinco años [...] la independencia no la han conseguido, pero la decadencia si"

Intervención a los Mossos d'Esquadra

Para el eurodiputado de la formación naranja, la única solución posible para la politización de los Mossos d'Esquadra, pasa por la aplicación de la Ley de Seguridad Nacional. De aplicarse, el cuerpo de los Mossos pasaría a depender del Ministerio de Interior. "Ya debió ser así en los días 6 y 7 de septiembre" afirmaba.



Brutal crítica a Pedro Sánchez

Jordi Cañas mantiene la línea de pensamiento de Albert Rivera con respecto a Pedro Sánchez. Aunque en 2015 el actual presidente en funciones si contaba con la simpatía de Cañas, parece que los últimos movimientos del socialista no han gustado al eurodiputado de Ciudadanos. 

"En 2015, Sánchez era un fenómeno político, un outsider; ofrecía un perfil comprometido y nuevo. Pero el tiempo demuestra quienes somos. No sé si tiene convicciones, pero sus ambiciones son superiores y hacen de la acción política, pura propaganda". 



 

Facebook Twitter

Deja tu Comentario