Jonathan Robaina: 42 años por violar y asesinar a su prima a martillazos

  • Sucesos
  • 10-06-2021 | 21:06
  • Escribe: Redacción

El acusado ha asegurado tener problemas mentales y ser una mujer transexual para intentar evitar su condena por violación.




Jonathan Robaina ha sido condenado a 42 años de prisión por violar y asesinar a su prima, Vanessa Santana, después de entrar en su casa de Betancuria sin permiso.

Los hechos acontecían el pasado 4 de junio de 2018; Jonathan vivía obsesionado con su prima, siendo un acosador reconocido, según ha podido saber El Español; hasta que, una noche, conseguía entrar en la casa de su prima sin ser visto por la víctima, esperando pacientemente hasta que Vanessa estuviese dormida para actuar..



El Domo de Hierro: así funciona el famoso escudo antimisiles de Israel

Seguro ya de que la mujer estaba dormida e indefensa, el hombre entró en la habitación armado con un martillo, y comenzó a agredir a Vanessa, que despertaba bruscamente. Después, comenzó a violarla mientras continuaba dándole martillazos en diferentes partes del cuerpo, hasta que, finalmente, la asesinaba con dicho martillo.



Hechos que intentó ocultar, llevando guantes en todo momento, y limpiando la escena del crimen; llegó incluso a acudir al entierro, intentando no levantar sospechas: sin embargo,pronto era detenido por la policía, y acusado del asesinato de la prima con la que estaba obsesionado, y a la que mandaba mensajes eróticos y amenazas.

Problemas mentales y cambio de género para reducir la condena

"Fue penetrada brusca y violentamente, fue violenta, según los hallazgos que hemos encontrado en su cuerpo, que tenía una parálisis en el esfínter a consecuencia de una dilatación brusca" explican los forenses del caso.



A Marruecos se le va la olla: compara Cataluña con el Sáhara Occidental

Una acusación de la que Jonathan ha intentado exculparse, asegurando que tiene problemas mentales y que en realidad no es un hombre, sino una mujer transexual y heterosexual, y que por tanto, no tenía interés sexual en su prima, habiendo comenzado con el proceso de cambio de sexo en prisión preventiva.



Excusas que no han servido de nada en el juicio y que no han convencido al jurado, que ha acabado condenando a 42 años de prisión al acusado: 25 por asesinato, 15 por agresión sexual, y dos más por violación del domicilio de la víctima.

Facebook Twitter

Deja tu Comentario