Guerra de reproches entre Puigdemont y Junqueras

  • Cataluña
  • 06-11-2018 | 07:11
  • Escribe: Lucas García

Los dos líderes golpistas de Cataluña no se pueden ni ver, según comentan en El Confidencial.




Oriol Junqueras y Carles Puigdemont mantenían una cordial relación que se deterioró, completamente, con el tiempo. Por todos es sabido, que los dos líderes del 1-O no se aguantan, sin embargo, en El Confidencial van más allá y aseguran que la relación está rota por completo.

Tras un año de cárcel y de escapada, los dos propagadores principales del golpe de Estado no se soportan. La relación cada día va a peor entre ambos. Todo lo desató Puigdemont yéndose a Bélgica sin avisar y escapando de la prisión.



No se pueden ni ver 

Allí, por el contrario, en Lledoners permanece Junqueras que no olvida su traición. En El Confidencial explican la clave de todo el entuerto entre ambos golpistas: “Puigdemont no intentó ni una sola vez comunicarse con él, ni le envió misiva alguna ni hizo un apoyo explícito personal sobre su situación.

Desde círculos cercanos a Puigdemont se argumenta que “lo mismo ha hecho Junqueras. Aquí no hay un santo y un demonio. La tolerancia entre ellos se rompió en los días previos a la declaración unilateral de independencia (DUI)”.



Comín, también en la diana

“Los de Puigdemont afirman también que Junqueras hubiera podido escaparse a Bélgica, “igual que hicieron otros de su partido, como los 'consellers' Toni Comín o Meritxell Serret. A Bruselas, pues, se fueron de todos los colores. Los que se quedaron fue porque quisieron, lo cual es una opción loable y lícita que comprendemos”. Desde las filas republicanas, no obstante, se echa en cara al ‘president’ que huyese por la puerta falsa sin avisar a otros miembros del Govern y, especialmente, al vicepresidente.

Y no solo eso: a Comín le acusan de “traidor”, de haberse olvidado de Junqueras e incluso de acercarse al PDeCAT y a los de Puigdemont, pidiéndoles un sueldo a cambio de apoyo político. De hecho, ERC no cuenta con él para nada y lo consideran más hombre de Puigdemont que de ERC, pese a haber sido escogido en las listas republicanas”, comentan desde dicho medio acerca de esa ruptura total del independentismo.



La independencia está en jaque por culpa de ellos y por la división permanente entre ERC y JxCat que van remando por caminos distintos. Ambos partidos se ensarzan a ‘hostias’ y no miran por su objetivo golpista. Parte de culpa la tienen sus líderes: Puigdemont y Junqueras lo comenzaron todo…

Facebook Twitter

Deja tu Comentario