Esta niña se alimenta por un tubo y no sabe lo que es comer después de 5 años buscando cura para su enfermedad

  • Sucesos
  • 19-12-2021 | 09:12
  • Escribe: Blanca Torres
Su familia se encuentra recaudando fondos para poder llevar la niña a ver a expertos en Estados Unidos que puedan enseñarla a comer.


Bella Cole, una pequeña valiente de cinco años, no sabe lo que es comer como una persona 'normal'... y aún no ha tenido la posibilidad de comer chocolate o dulces, como los demás niños de su edad, debido a una rara enfermedad que la atormenta desde recién nacida.

"No dejaba de vomitar la leche y lloraba. Todos dijeron que era normal,pero yo sabía que algo andaba mal" recuerda ahora su madre, Philippa. Efectivamente, poco después, los médicos confirmaron a los padres de Bella su complicada situación. 



Y es que la pequeña sufre de una forma grave de reflujo ácido, que la hacía vomitar varias veces al día. La única solución: alimentarse, durante el primer año de su vida, a través de un tubo en la nariz y, ahora, a través de un 'acceso' en su estómago que va directo al intestino.

Una nueva enfermedad desconocida enciende todas las alarmas en la OMS



Compleja enfermedad que ha hecho que la pequeña, actualmente, tenga dificultades en el aprendizaje y retrasos en el desarrolllo corporal, teniendo el mismo tamaño que su hermano Teddy, de dos años. Algo que no le ha impedido, sin embargo, conseguir ir a "una escuela convencional" y "tener muchos amigos".

"Es una niña increíble de la que estamos muy orgullosos. Todas las cosas que pensamos que ella no podría hacer, las ha hecho. Los médicos dijeron que era posible que nunca pudiera hablar o caminar, y hace ambas cosas".



Un tratamiento para Bella

Sin embargo, los padres de la pequeña Bella esperan conseguir que, dentro de poco, la complicada enfermedad de su hija deje de ser un impedimento para ella.

Así pues, a través de un crowdfounding, la familia está recaudando 55.000 libras, lo que les permitirá viajar a Estados Unidos, donde un programa pionero en el Marcus Autism Center, Atlanta, podría ayudar a Bella a alimentarse de una forma tradicional.



Dos turistas son interceptados por un grupo de sicarios en México y lo que sucede es surrealista

En concreto, la pequeña tendría que pasar un mes en el centro, donde, con la ayuda de fisioterapeutas, dietistas y expertos en el comportamiento, Bella podría aprender a controlar su reflujo, y aprender así a comer.

"Queremos que experimente todas las cosas que aún no ha tenido la oportunidad de experimentar" ha destacado su madre "Como comer chucherías de las bolsas de las fiestas, o probar el chocolate. Solo verla comer signifiaría un mundo absoluto para nosotros".

Facebook Twitter

Deja tu Comentario