España: el 'hot spot' del cambio climático en el Mediterráneo

  • Sucesos
  • 09-08-2021 | 15:08
  • Escribe: Redacción

El último informe del IPCC señala la necesidad de que las fuerzas políticas tomen medidas medioambientales de forma urgente.




Los incendios están destruyendo sin piedad Grecia, al igual que sucede en Canadá o Turquía, mientras que las recientes inundaciones han puesto en alerta a Alemania, Holanda, Bélgica o China. Sucesos que, junto al derretimiento de los polos, son pruebas palpables del cambio climático.

"Todas las regiones de la tierra están viéndose afectadas por el cambio climático. Unas por el aumento de temperaturas, otras por los cambios en los regímenes de precipitación, otras por la frecuencia de las sequías o incendios" asegura el director del Departamento de Ciencias de la Tierra del Centro Nacional de Supercomputación, Francisco J.Doblas, en conversaciones con El Mundo.



Palabras que ahora han sido confirmadas por la primera parte del Sexto Informe de Evaluación del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC) de la ONU, presentado este lunes, que establece que "el cambio climático ya está afectando a todas las regiones de la Tierra", siendo un auténtico "código rojo para la humanidad".

Una humanidad que deberá aplicar medidas urgentes contra esta situación, ya que, tal y como Doblas asegura, los expertos tienen "pruebas de que el cambio climático no sólo está causado inequívocamente por los humanos [...] sino que su origen humano es indiscutible".



Le hacen una colonoscopia y descubren que tiene una mariquita en el intestino

Un cambio climático que será especialmente duro en el Mediterráneo, considerado ya como un "hot spot" (punto caliente) del cambio climático, donde se producen las señales más claras de la situación de graves cambios medioambientales.



"Dentro de la región mediterránea, la Península Ibérica, el norte de África y la Península de Anatolia, en Turquía, es donde se prevén los cambios más intensos" predice el experto, destacando que aumentarán las temporadas de sequía y la falta de precipitaciones.

Una previsión que será completamente distinta en el centro de Europa, donde se repetirán las lluvias torrenciales que se han vivido en julio.



Un llamamiento urgente a la clase política

"Las campanas de alarma son ensordecedoras [...] este informe debe sonar como una sentencia de muerte para el carbón y los combustibles fósiles, antes de que destruyan nuestro planeta" señala el máximo dirigente de la ONU en un comunicado.

Una sentencia de muerte que debe ser pronunciada por la clase política de las principales potencias mundiales, a los que los expertos del IPCC han hecho un claro llamamiento a la acción.

Rescatan in extremis a un hombre inválido que cayó a la vía del metro con su silla de ruedas 

"Este informe es una herramienta para los políticos que nos han pedido los políticos y los científicos de todo el mundo nos organizamos para ofrecerla" asegura Doblas "No se trata de que los científicos intentemos convencerles de nada, ellos quieren tener la mejor información disponible para tomar decisiones".

Unas decisiones que serán "duras y difíciles de tomar", pero que son más que necesarias para parar el cambio climático y sus terribles consecuencias: "hace falta pisar mucho el acelerador". 

 

Facebook Twitter

Deja tu Comentario