ERC y la Cup pactan barra libre para los violentos que toman las calles

  • Cataluña
  • 24-03-2021 | 08:03
  • Escribe: Gonzalo Palacios

Acuerdan retirar las acusaciones a manifestantes con la única salvedad de que se produzcan "lesiones acreditadas" a los agentes




ERC ha arrancado el apoyo de los radicales de la CUP para la investidura de su candidato Pere Aragonès a cambio, entre otras cesiones, de abrir la manga ancha para que los manifestantes radicales se apoderen de las calles sin riesgo de ser acusados por sus comnportamientos violentos y vandálicos.

Según este acuerdo, se retirarán las acusaciones particulares contra participantes en movilizaciones sociales y políticas. Y para quedar bien, ambos partidos matizan que de la medida sólo quedarán al margen aquellos casos en los que los agentes de policía hayan resultado heridos y tengan lesiones "acreditadas con certificado médico".



No habrá castigo para los violentos si no hay parte médico

Es decir, que sin parte médico no habrá castigo para los vándalos que siembran el terror en las calles barcelonesas con la bendición de la CUP.

En ERC se frotan las manos con el indulto: Tienen a Pedro Sánchez bien cogido



El texto del acuerdo, al que ha tenido acceso Europa Press, sostiene que "en las actuaciones actuales y futuras, la personación de la Generalitat se limitará a los casos de lesiones acreditadas, si corresponde, y se centrará en el resarcimiento de la responsabilidad civil en casos de lesiones no leves".

También han acordado el compromiso de suspender el uso de los proyectiles de foam, no vaya a ser que algún violento pueda sufrir los efectos de su propia violencia.



Y se han puesto de acuerdo para esquivar la aplicación de la Ley orgánica de protección ciudadana --la llamada 'Ley Mordaza'-- siempre en favor de sus intereses, cuando vulnere el derecho de manifestación, y garantizar que ninguna actuación policial se base en la "discriminación". Es decir, que los agentes de las fuerzas de seguridad deberán andarse con mucho cuidado en su trabajo.

De hecho, los agentes saben que estarán bajo la lupa en sus actuaciones por el Programa para la Identificación Policial Eficaz con el fin de "luchar contra las identificaciones por perfil étnico y que aporte garantías a la población criminalizada por racismo, antigitanismo, homofobia, machismo, islamofobia y xenofobia".



Vox dice basta y le pone una denuncia a Aragonès por "alentar la violencia"

Ambos partidos se proponen poner el foco en las actuaciones policiales y no en los causantes de los disturbios creando una comisión parlamentaria sobre el modelo policial catalán "fundamentada en los principios de transparencia, democratización, detención de cualquier tipo de abuso policial así como control público, independiente y democrático de los cuerpos policiales".

La conclusión de este acuerdo no puede ser más clara: los violentos lo tendrán más fácil para sembrar el pánico y el caos en las calles barcelonesas mientras la Policía deberá ir con pies de plomo en el cumplimiento de su deber.

Facebook Twitter

Deja tu Comentario