El separatismo acapara el 92% de la violencia que se produce en Cataluña

  • Cataluña
  • 29-04-2021 | 21:04
  • Escribe: Guillermo Vives




La precaria situación económica genera un aumento de la delincuencia, en muchos casos para subsistir. Sin embargo, en Cataluña las cosas son diferentes. Casi el 92% de los actos violentos que se registran tienen su origen en el independentismo. Y luego se extrañan de que las empresas huyan de este clima de inseguridad y terror.

El Observatorio Cívico de la Violencia Política ha hecho públicos los resultados de su 'Informe sobre violencia política en Cataluña, 2020'. Y los resultados no pueden ser más preocupantes. El 91,84% de los actos violentos que se han producido en Cataluña en 2020 lo acapara el movimiento separatista catalán. 

Es la contribución del Procés a la 'prosperidad' de Cataluña, que pierde gas de forma vertiginosa ante la pujanza de Madrid, en donde las empresas encuentran la seguridad física y fiscal que no tienen en Cataluña.



Si se muerde la lengua se envenena: Puigdemont esparce su odio contra la Policía

Además, el informe concluye que la hispanofobia está presente en un 32% de los incidentes de los 380 que se han producido por violencia política y odio ideológico. De los 380 casos, 349 han sido incidentes violentos protagonizados por personas independentistas. Particulares y entidades contrarias a la independencia fueron las víctimas mayoritarias de la violencia política (el 73,95%).



Ataques a los partidos políticos

52 de un total de 62 ataques a partidos políticos, el 83,87%, se produjeron contra los llamados 'partidos constitucionalistas': Vox (37,10%), PSC (20,97%), Ciudadanos (14,52%), Em Comú Podem (6,45%) y PP (4,84%). Por su parte, los partidos independentistas han denunciado 10 ataques, el 16,13% del total, contra ERC. Ni la CUP, ni PDECat ni Junts Per Catalunya han denunciado ninguna agresión.

De 12 incidentes violentos contra entidades, 10 los sufrieron las constitucionalistas (cuatro contra S’ha Acabat!) y dos, entidades independentistas.



Pablo Hasél asiste feliz al salvajismo en las calles y sólo denuncia "la violencia policial"

También se han producido 21 ataques a las distintas Fuerzas del Orden y Cuerpos de Seguridad, 3 contra el Poder judicial y 1 contra la fiscalía. Igualmente, se contabiliza un buen número de ataques a periodistas (17 casos, 11,63% del total). La violencia política contra autoridades, instituciones y profesionales ha venido causada desde sectores independentistas, el 96,58%.



La mitad de los incidentes se produjeron en Barcelona

Los 380 incidentes violentos se desglosan así: acoso y boicot a los contrarios a la secesión (46); escarnio a figuras y representantes constitucionalistas (46); daños a bienes del ámbito contrario a la secesión (43); injurias a representantes del constitucionalismo (24); enaltecimiento del terrorismo contra los constitucionalistas (20); amenazas a los contrarios a la independencia (19); y agresiones físicas a constitucionalistas (13).

La mayor parte de los incidentes se localizaron en Barcelona capital (50,37 %). Y queda constancia de 122 incidentes de carácter hispanófobo, el 32,11% del total de incidentes registrados.

La violencia vuelve a apoderarse de las calles de Barcelona

La simbología utilizada para expandir la violencia separatista ha recurrido a guillotinas, cabezas de cerdos, figuras ahorcadas o ardiendo; personas golpeadas o amenazadas, profesionales zarandeados.

El Observatorio sobre la Violencia Política en Cataluña advierte concluye que "nos enfrentamos a una dinámica de odio que es una realidad palpable para los ciudadanos. Una realidad que, de no ser reconducida desde las instituciones del Estado, acabará destruyendo de manera inevitable nuestro modelo de convivencia y nuestra democracia".

 

Facebook Twitter

Deja tu Comentario