El Rey une a Podemos y PP de la manera más insospechada

  • Política
  • 27-09-2020 | 09:09
  • Escribe: Bárbara Hermida Carrera

El 'caso Dina' y las críticas a Isabel Díaz Ayuso se 'cubren' con la cuestión monárquica española.


El coronavirus ha llegado a España para desestabilizar por completo a su ciudadanía, y su Gobierno.

Así pues, España consideraba hasta ahora que tenía una Sanidad envidiada en toda Europa, una Monarquía parlamentaria sólida y un Gobierno fiel a la Constitución española, pese a que los continuos rumores y casos judiciales empañen la política española legislatura tras legislatura.


El millón de vacunas prometido por el Gobierno no vale para nada, y Pedro Sánchez lo sabe

Sin embargo, estos últimos meses, se ha podido comprobar que la Sanidad española, a pesar de ser muy válida, tiene graves problemas de recursos económicos, materiales y humanos.


El Gobierno de coalición ha demostrado ser un continuo tira y afloja entre los partidos, convirtiéndose en un 'todos contra todos', en el cual se ha metido al Rey como cabeza de turco frente a los ríos revueltos de los partidos.

Así pues, Unidas Podemos comenzaba hace unos meses su particular lucha contra la Monarquía española. Una cuestión que, a pesar de sí contemplarla en sus promesas electorales, no había salido a la luz,ni cobrado importancia para Pablo Iglesias y los suyos, que llegaron a jurar su cargo "con lealtad a la Corona", hasta la aparición del 'caso Dina'.



Una 'coincidencia' muy criticada por los partidos de la oposición, que han visto en las reivindicaciones republlicanas de los morados una "cortina de humo" para evitar que el foco mediático y de opinión se centrase en la investigación judicial de la tarjeta de memoria de la ex asesora podemita, en manos de Pablo Iglesias, y de la información que contenía.

"¡Han usado al Rey como moneda de cambio!"

Las críticas se repiten, pero al lado contrario

"Desde mi más profunda convicción democrática y lealtad patriótica, sin ira y sin miedo: ¡Viva el Rey y viva España!" . Así se pronunciaba Pablo Casado tras conocer las críticas de Pablo Iglesias y Alberto Garzón al monarca. 

Unas palabras que volvía a repetir en un discurso televisado este fin de semana, en el que aseguraba que los ataques a la Monarquía formaban parte de un plan de "oscura ingeniería política" para "destruir la nación".

"Están negociando la soberanía y la hacienda con defensores del terrorismo, delincuentes y golpistas" criticaba el líder de los populares, centrando sus quejas en el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez,que no se ha pronunciado sobre esta cuestión. 

Ayuso 'pasa' de Illa y solo ampliará las restricciones en algunas zonas

Sin embargo, las críticas también han llegado al líder popular, al que muchos lideres de 'izquierdas' han criticado por 'utilizar' la polémica sobre el Rey para alejar el foco de atención de Isabel Díaz Ayuso, quien no está experimentando su mejor como presidenta de la Comunidad de Madrid debido al brutal rebrote de coronavirus en la capital.

Una partida de ping-pong ente partidos de izquierda y derecha que mete nuevamente al Rey en el centro de atención, siendo la pelota que todos golpean y mueven a su voluntad, pero que se mantiene firme ante cualquier adversidad para que el juego pueda continuar.

Facebook Twitter
Deja tu Comentario