El Rey, sin pelos en la lengua en su discurso navideño

  • Política
  • 21-12-2020 | 09:12
  • Escribe: Bárbara Hermida Carrera

El mensaje de Navidad 2020 puede ser el más difícil del monarca, por su implicación personal.




A pesar de que aún quedan días para que sea pronunciado, el discurso de Navidad del Rey Felipe VI ya ocupa portadas y gran parte de los pensamientos de los representantes políticos del momento.

Y es que el 2020 ha sido un año de grandes convulsiones y retos para la ciudadanía española, esperándose que todos ellos tengan mención en el tradicional discurso del monarca. La pandemia del coronavirus, la problemática del Rey emérito, la crisis migratoria de Canarias, el desafío independentista, el brexit... 



Temas que serán abordados por el monarca quien, presumiblemente, se inclinará por un discurso que defienda la unidad y la solidaridad entre todos los españoles como mejor receta para superar estas complicadas crisis que parecen golpear, cada vez con más fuerza, la estabilidad española, haciendo un especial hincapié en la necesidad de que tanto ciudadanos como políticos y empresas actúen de una manera "responsable" ante la complicada situación que nos ha tocado vivir.

PP y PSOE se convierten en marionetas  de los extremos



Uno de los pronósticos más negros es el de Pablo Iglesias, que ha asegurado este sábado que el discurso del Rey abrirá en España un fuerte debate sobre la Monarquía, declarando que la "crisis de la monarquía" está abriendo, este año con especial fuerza, el "horizonte replicano" deseado por la formación morada.

Sin embargo, parece que el vicepresidente segundo del Gobierno es el único que, al menos de momento, plantea la palabra República en relación al discurso del monarca, centrándose el resto de politicos en la idea de que el Rey dará un discurso que abogue por la unidad ante la pandemia, y la transparencia ante los problemas económicos y judiciales que atraviesan tanto la Casa Real como el Gobierno de Coalición, que acumula ya más de 20 querellas por su gestión del Covid-19, y varios 'toques de atención' de Transparencia.



"Yo creo que el rey Felipe es un Jefe de Estado absolutamene realista y sabe muy bien en términos generales lo que piensa la opinión pública, y lo que demandan los ciudadanos, y estoy absolutamente convencida de que lanzará un mensaje de rigor y tranquilidad" ha asegurado Carmen Calvo.

El discurso más complicado del Rey

"El Rey está muy preocupado, de hecho. Delgado y con ojos de cansado, que brillan por encima de la mascarilla quirúrgica" aseguran fuentes cercanas a la Familia Real al diario El Español.



Una preocupación que podría ser debida a uno de los temas que, con toda probabilidad, abordará el Rey durante su discurso: las irregularidades financieras con el Rey emérito, solventadas hace unos días, y que han levantado ampollas entre los monárquicos y los republicanos.

Díaz Ayuso tiene un plan para las fiestas de Navidad en Madrid

"Las monarquías sólo perduran en el tiempo si ponen la institución por encima de los intereses individuales" ha defendido Cristina Pardo en su columna en 'El Periódico'.

Algo que hará que el monarca, durante su discurso, establezca diferencias entre su mandato y el del Rey Juan Carlos I, intentando que "los ciudadanos sigan confiando en él, que sigan sintiéndose orgullosos de su Jefe de Estado", aunque esto suponga un doloroso distanciamiento con su padre.

Un tema que, sin embargo, desde la corriente socialista del Gobierno, no hace más que reforzar la necesaria figura del monarca, lanzando la ministra de Asuntos Exteriores, Arancha González Laya, un mensaje de tranquilidad hacia el discurso del Rey: "estará a la altura de las circunstancias" ha asegurado.

Facebook Twitter

Deja tu Comentario