El precio disparado del gas asfixia a la industria dependiente

  • Dinero
  • 01-01-2022 | 12:01
  • Escribe: Redacción
El viernes se vendió el MWh a138,68 euros sumando un nuevo récord. Desde marzo su precio has subió un 600% cuestionando la viabilidad de los azulejeros


La escalada de los precios del gas parece no tener fin y tiene consecuencias directas, estrangulando a las empresas dependientes. Especialmente las azulejeras que ven la viabilidad de su negocio, el 9% del PIB industrial nacional, en la cuerda floja mientras los grandes suministradores se recapitalizan y fortalecen su posición en los mercados. Para hacernos una idea del impacto, la industria dependiente consume el 8% del total del gas que se quema en España.

El indicador del mercado ibérico del gas (Mibgas) señala progresivamente récord tras récord en su precio, situándose ya cerca de los 140 euros por megavatio hora. El pasado viernes el MWh alcanzaba los 138,68 euros. Para hacernos una idea y mirar el asunto con cierta perspectiva, baste con señalar que su precio se ha disparado un 600% desde el pasado marzo.



El Gobierno Sánchez 'sangra' 11.000 millones de euros a las clases medias y trabajadoras

Hace unos días el secretario general de la asociación que agrupa a la industria azulejera, Alberto Echeverría, ponía el grito en el cielo en una entrevista en Efe. Los altos costes energéticos que sufre el sector del azulejo, sobre todo del gas, “estrangulan" ya las cuentas de resultados de sus empresas y no solo hacen temer un 2022 con caídas "dramáticas" de la rentabilidad, sino que hace que algunas se planteen ya paradas de producción en los próximos meses, precisaba.



El sector de azulejos y pavimentos cerámicos empleaba en España en 2019 a más de 60.000 personas de las que casi 43.000 estaban en la Comunidad Valenciana -concretamente en Castellón, donde se ubica la sede de la patronal azulejera, ASCER-. Su impacto sobre la economía española ascendió a más de 3.800 millones de euros, lo que equivale al 2,7 % del PIB industrial de España y a la mitad de la aportación directa del sector de la construcción de la Comunidad Valenciana.

Echeverría asegura que, pese al peso del sector, se sienten perjudicados respecto a otros a la hora de compensar esos altos precios energéticos y evitar así su repercusión directa tanto en las plantillas de las empresas como en el precio final de sus productos.



Un horizonte nada halagüeño

Echevarría recuerda que para un sector que "debe cocer cerámica", los costes del gas suponen "un problema muy grave" que se cifra ya en 700 millones de euros en sobrecostes en una industria que factura en torno a los 3.800 millones de euros.

La situación, además, empeorará en los próximos meses porque se ha llegado al invierno "ya con los precios muy altos" y tradicionalmente estos "se disparan en los periodos más fríos". "Estamos asustados por lo que puede venir a partir de diciembre", apostilla.



Todas las empresas advierten de que llevan una temporada produciendo a pérdidas, y es una situación que "se puede mantener durante un tiempo si comercialmente es interesante, pero no se puede mantener indefinidamente"; y el problema, ha agregado el secretario general, "es que no sabemos cuándo bajarán los precios del gas".

Desde diferentes sectores industriales se ha reclamado la intercesión del Gobierno central para mitigar el impacto económico. Desde la Asociación para un Gas Industrial Competitivo han apremiado al Ejecutivo a tomar medidas. La organización que aglutina a cerca de 40 de la principales empresas que utilizan el gas para producir, desde Cosentino, pasando por Azucarera, Mahou San Miguel , Roca hasta Seat. Desde luego, también están adheridas las principales empresas de cerámica de España.

El día en el que Jordi Sevilla se convirtió en el único economista que desconocía qué es el mercado marginalista

La asociación exige que se rebajen los impuestos del IVA y de Hidrocarburos y que se de flexibilidad temporalmente al caudal contratado en las industrias. Señalan que se trata de “una medida que ya actuó en el confinamiento y que aliviaría los costes de producción”. Además, reclama la bajada de peajes sin esperar a octubre de 2022, puesto que la circular 6/2020 de los peajes de gas habilita a la CNMC a modificarlos excepcionalmente. A su juicio se trata de una medida eficaz que no crea déficit, no es estructural y está permitida por la regulación. Finalmente, entiende que es es necesario que se regule la figura del consumidor gasintensivo.

“La industria necesita estas medidas para poder seguir produciendo y exportando. GasIndustrial espera que el Gobierno de España tenga en cuenta la situación y lo que la industria consumidora de gas supone para la economía del país y su empleo, además de ser clave para la sostenibilidad del sistema gasista”, señala al final de un comunicado que muestra a las claras la presión del sector.

Facebook Twitter

Deja tu Comentario