El Palau de la Música muestra su apoyo a Hasél... y le destrozan las vidrieras

  • Sucesos
  • 22-02-2021 | 09:02
  • Escribe: Celeste De Sebastián

Los violentos manifestantes han atacado el Palau de la Música




El rapero Pablo Hasél fue detenido la pasada semana por los Mossos d'Esquadra tras ser condenado por la justicia. El cantante no entró en prisión en la fecha estipulada y las autoridades policiales fueron en su busca.

Tras entrar en prisión, las manifestaciones pidiendo su libertad inmediata no han cesado. Sobre todo, estas concentraciones se han celebrado en Cataluña y han acabado con violencia, saqueos y destrozos.



El terrorista Pablo Hasel extiende terror en Madrid: 19 arrestados y 55 heridos

Los violentos manifestantes que quieren ver a Hasél en libertad no han tenido piedad. Han destrozado comercios, mobiliario urbano y hasta el Palau de la Música, que estaba del lado del rapero.



El pasado 16 de febrero, el Palau de la Música, que fue fundado por nacionalistas, emitió un comunicado mostrando su apoyo al rapero Pablo Hasél tras su detención y posterior entrada en prisión.

El "héroe" Pablo Hasél proponía que apedrearan a Loquillo



"Ante la detención y encarcelamiento del rapero Pablo Hasel, reafirmamos  y reiteramos nuestro compromiso a favor de la libertad de expresión y el respeto de los derechos fundamentales de los creadores y creadoras", indicó el Palau de la Música.

Hasél, condenado por enaltecimiento del terrorismo e injurias a la Corona, contó con el apoyo de esta institución ligada al independentismo pero a sus violentos 'amigos' no les ha importado lo mas mínimo.



El ‘angelito’ Pablo Hasel se gana a pulso la cárcel por decir estas animaladas

Han destrozado vidrieras históricas

En una de las últimas concentraciones de Barcelona, los radicales se han presentado en el Palau de la Música y han destrozado vidrieras históricas a base de lanzar objetos contra ellas.

Son muchos los que han condenado las violentas manifestaciones organizadas por grupos radicales. Entre ellos está el Palau de la Música, al que ahora no le parecen bien las protestas.

Facebook Twitter

Deja tu Comentario