El Madrid estalla tras el robo de Copa del Barça: "¡Putos ladrones, vaya puto robo!"

  • Deportes
  • 18-02-2019 | 07:02
  • Escribe: Aleix Generó

Felipe Reyes y Rudy Fernández, delante de las cámaras, no se pudieron reprimir tras recibir un robo del Barça en baloncesto.


Otra vez se repite la misma historia de siempre. Cuando juegan unos que van de blanco contra otros que van de azulgrana siempre ocurre lo mismo. En fútbol o en baloncesto, da igual el deporte, el Barça juega sin red arbitral y se convierte en VARça.

Y hubo VAR para que el Barça Lassa manchase su brillante último cuarto de partido en baloncesto y se llevase una Copa del Rey con mucha polémica. Llegaron a estar 15 puntos por debajo del Real Madrid y lo remontaron con en Heurtel espectacular desde la línea de 6’75.

Randolph casi decapita a Singleton

Cabe por delante decir que nos hubiésemos ahorrado la vergüenza que ocurrió en los últimos 11 segundos de partido si señalan una antideportiva, clarísima (y reconocida por todos los madridistas) de Randolph a Singleton. Corría hacia el aro y se llevaba un manotazo por la espalda que hubiese finiquitado el partido.

Lo peor, prevaricación y Copa para el Barça

Sin embargo, esa jugada ni se revisó y con 90-92 atacó el Madrid para ponerse con un 2+1 de Carroll por delante. Y en la réplica del Barça llegó el despropósito total. Un claro rebote de Randolph sobre Tomic termina subiendo al marcador como canasta. Una jugada que revisaron 3 árbitros, que todo el mundo vio clara, y que se la dieron al Barça para ganar la Copa del Rey.

Felipe y Rudy estallan: "Putos ladrones"

Los jugadores del Real Madrid de Baloncesto terminaron muy cabreados la final. Tras ver como el Barça alzaba la Copa, algunos como Felipe Reyes o Rudy lanzaban un dardo directo ante las cámaras: “¡Putos ladrones, vaya puto robo, que lo oiga todo el mundo, dos años seguidos, esto es un robo. Es tapón clarísimo, es clarísima me cago en la puta”, afirmaba el apitán Felipe Reyes. Rudy repetía negando con al cabeza: “¡Qué puta vergüenza chaval, es una vergüenza!”.

Facebook Twitter
Deja tu Comentario