El Govern catalán busca en los Comuns el apoyo que no le da la CUP

  • Cataluña
  • 09-10-2018 | 13:10
  • Escribe: Guillermo Vives

"Con la CUP será difícil pactar los presupuestos", ha dicho Elsa Artadi, la portavoz del Govern, que ha aprovechado para denunciar "las injerencias de Llarena".


La consellera de Presidencia y portavoz del Govern, Elsa Artadi, ha considerado este martes "difícil" llegar a un acuerdo con la CUP sobre los presupuestos de 2019, y ha afirmado que el Govern también mantiene conversaciones con los Comuns.

"Con la CUP será difícil pactar"

"Con la CUP será difícil pactar los presupuestos, pero esto no quiere decir que no lo tengamos que hablar", ha dicho Artadi en preguntas a los periodistas en la rueda de prensa posterior al Consell Executiu.


El conseller de Economía y vicepresidente del Govern, Pere Aragonès, abrió a mediados de septiembre la ronda de contactos con los grupos parlamentarios para abordar los presupuestos de la Generalitat para el ejercicio 2019.

"Nos consta que Aragonès ha mantenido reuniones con todos los grupos. En cuestión de días tenemos que cerrar las cifras de todos los departamentos y hasta entonces no sabemos qué se podrá hacer en cada uno", ha explicado Artadi.


Las diferencias entre los socios de gobierno

Por ello, ha insistido en que se debe seguir hablando con los grupos, y que se está hablando con los Comuns: "Se tiene que hablar con todo el mundo y ver con quién se puede llegar a acuerdos".

Respecto a las diferencias que separan a Esquerra Republicana del JuntsxCat, Artadi ha querido dejar bien claro que "no afectan al govern" compuersto por miembros de los dos grupos, en un intento de transmitir calma a los ciudadanos catalanes.



"Si hoy se acaban dando posiciones diferentes, que no sé si será el caso, no tiene por qué afectar a la acción del Govern", ha afirmado en la rueda de prensa posterior al Consell Executiu, después de que los grupos hayan reproducido este martes sus diferencias en el Parlament.

Artadi ha dicho que el Govern no puede interferir en la acción de los grupos de JxCat y ERC porque hay que separar la acción del poder ejecutivo del legislativo, pero ha pedido a los dos el "máximo esfuerzo de empatía para entender las posiciones de unos y otros".

La portavoz del Govern ha evitado valorar si el presidente de la Cámara, Roger Torrent, ha hecho bien al pedir un informe de los letrados --que contradice a JxCat-- y ha afirmado que el Ejecutivo catalán "no tiene opinión" sobre las medidas que solicite el presidente de la Cámara.

El Govern denuncia a Llarena

Ha asegurado que los miembros de JxCat y ERC que forman el Govern siguen trabajando "codo con codo", y ha dicho que los problemas del Parlament no son tanto responsabilidad de la falta de entendimiento entre los dos socios, sino de los autos que hace el juez del Supremo Pablo Llarena sobre los diputados procesados.

"Como Govern denunciamos las injerencias de Llarena por interferir en el normal funcionamiento del Parlament. Nos conjuramos para luchar tanto como sea posible ante la represión que afecta al buen funcionamiento del Parlament", ha concluido.

Se ha mostrado segura de JxCat y ERC podrán reconducir sus discrepancias y que el Debate de Política General que tuvo que ser suspendido la semana pasada por estas diferencias, se reanudará a las 15 horas de este martes como está previsto.

"Cada uno reacciona como puede ante la represión pero la confianza es plena en que la gobernabilidad saldrá adelante", ha concluido la portavoz, que ha admitido que tienen que seguir mejorando los mecanismos de coordinación entre los dos socios.

Gobierno sin mayoría

La decisión de JxCat de no acatar al Supremo y mantener que sus cuatro diputados procesados sigan delegando el voto podría poner en riesgo la validez de algunas votaciones del Parlament y también la mayoría absoluta que tiene el independentismo.

Artadi ha minimizado este asunto recordando que JxCat y ERC por si solos no tiene mayoría absoluta desde el principio de la legislatura --necesitan los votos de la CUP--, por lo que ya están acostumbrados al "diálogo" con otros grupos.

También ha restado a importancia a que JxCat y ERC puedan votar en sentidos opuestos en algunas de las resoluciones que se debatirán en el Debate de Política General porque son grupos "diferentes" pese a que les une que ambos dan apoyo al Govern.

Facebook Twitter