El fichaje de Rüdiger abre la puerta de salida a otros dos cracks del Madrid

  • Deportes
  • 12-05-2022 | 07:05
  • Escribe: Enrique Sanz
La situación en el club blanco se complica para varios jugadores


Antonio Rüdiger ya está confirmado como jugador del Real Madrid para la próxima temporada. Aprovechando una de las mejores ofertas de este mercado de verano en cuestión de traspasos, el conjunto blanco adquiere mayor polivalencia en defensa gracias al fichaje sin coste de traspaso del central alemán, que ha demostrado tener una contundencia defensiva propia de los mejores clubes de Europa.

Las cualidades de Rüdiger encajan perfectamente en los atributos que busca el Real Madrid, necesitado de un defensor alto, con corpulencia, fuerza e intensidad en los escenarios más complicados. Habiendo demostrado sus valores ante el propio conjunto blanco y el Santiago Bernabéu en la vuelta de cuartos de final de la presente edición de Champions, Rüdiger es un fichaje de garantías.



Sin embargo, su llegada podría complicar las cosas para otros jugadores. Uno de ellos es David Alaba. El austríaco, que llegó de la misma forma que Rüdiger el año pasado, se ha desempeñado como central esta temporada. Con la llegada de Rüdiger, podría pasar a ocupar el lateral izquierdo, su posición natural. Además, también puede jugar como centrocampista defensivo, lo que sin duda es un alivio para cualquier entrenador. Tener un jugador polivalente, sin embargo, puede hacer difícil que otros compañeros ocupen esos mismos puestos.

La reubicación de Alaba en el lateral o como ancla en el centro del campo podría hacer difícil su estancia en el Real Madrid a Ferland Mendy y Carlos Henrique Casemiro. El lateral francés se vería relevado de la titularidad por encima de Alaba, y quizá podría tomar la decisión de abandonar el club blanco por la falta de minutos. Aun así, la marcha de Marcelo y la falta de repuestos jóvenes, salvo los rumores de la llegada de Fran García o la subida ocasional al primer equipo de Miguel Gutiérrez, podrían dejar mejor parado al lateral, puesto que debería actuar como relevo cuando las rotaciones o las lesiones provoquen la ausencia de Alaba, Militão o el propio Rüdiger.



Casemiro parece estar consolidado en el centro del campo del Real Madrid, pero los rumores de su presencia en la lista de transferibles son cada vez más ruidosos. De confirmarse su venta a otro equipo, se pondría fin a una larga y fructífera relación en la que tanto el club como el jugador se han visto beneficiados. Sin embargo, la venta de Casemiro sería un error de bulto que un conjunto como el Real Madrid no puede permitirse. El carioca todavía tiene alto ritmo competitivo y es más que competente en su posición. Con el paso de los años ha ido adoptando un estilo único de juego que le permite defender cerca del área propia pero, al mismo tiempo, llegar desde segunda línea para remachar las jugadas de los compañeros.

La llegada de Rüdiger solo perjudicaría de forma directa a Ferland Mendy, que con toda seguridad se vería desplazado hacia el banquillo, al ocupar Alaba la posición de lateral derecho. Sin embargo, todavía queda otra posibilidad, más oculta: Carvajal no sería titular en la nueva defensa de gala del Real Madrid. Con el objetivo de mantener a Mendy en el once inicial, Ancelotti podría desplazar a Éder Militão al lateral derecho en sustitución de Carvajal, permitiendo que Mendy ocupe la banda izquierda y la zona central de la zaga quede para Rüdiger y David Alaba.



A pesar de poderse hacer, esta posibilidad es la más peregrina y la menos probable, puesto que Militão se ha consolidado como uno de los mejores centrales esta temporada. A pesar de que puede actuar como lateral derecho, el brasileño se ha asentado firmemente en la parte central de la defensa blanca y es más que dudoso su cambio de posición hacia otra zona, por lo que probablemente forme pareja de centrales con Rüdiger a partir de septiembre de este mismo año.

Facebook Twitter

Deja tu Comentario