El Consell de la Señorita Pepis

  • Cataluña
  • 24-10-2018 | 08:10
  • Escribe: Pedro Riscal

El Consell de la República y el Fórum, los inventos de Puigdemont (pagados por todos) para para que sus fieles independentistas puedan seguir chupando del bote.




Lo acaba de admitir Elsa Artadi, portavoz del Govern y cerebro gris que se esconde detrás de todas las fechorías de Puigdemont: "El Consell de la República no es vinculante". O sea, que el Govern de Torra no está obligado a hacer propias las decisiones políticas que adopte este organismo virtual parido por Puigdemont y que será presentado la próxima semana en el Palau de la Generalitat. 

La Generalitat admite que el Consell de la ficticia República no sirve para nada

"Las decisiones del Consell de la República no tendrán trascendencia en la acción diaria del Govern de la Generalitat", ha dicho Artadi refiriéndose al organismo que será dirigido por Toni Comín, el ex consejero de Salud fugado a Bélgica.



Este Consell de la República surgido de la mente calenturienta de Carles Puigdemont para darle sentido a su condición  de "presidente en el exilio", debió nacer en marzo, pero no será presentado hasta el 30 de octubre en el Saló Sant Jordi del Palau de la Generalitat.

El mando a distancia para que juegue Puigdemont

¿Y qué es el Consell de la República? Según la versión oficial, algo así como un gobierno paralelo de Cataluña. O, más sencillo, el mando a distancia que utilizará Puigdemont para que Torra se ciña a sus caprichos sin desviarse del camino marcado en Waterloo, que sería a partir de ahora la capital política de Cataluña. Además, su pomposo bautizo servirá para internacionalar la causa independentista, una obsesión de los golpistas desde el 1-O del pasado año.



Aunque Puigdemont y Torra han intentado vender una imagen de unidad del independentismo en torno a este proyecto ("El Consell nace bajo el cobijo de unas instituciones recuperadas tras el golpe de estado del 155"), el Consell nace sin el apoyo de la CUP, que pasa olímpicamente de la Oficina de Colocación de los fieles del independentismo, que aquí tendrán la oportunidad de seguir chupando del bote, algo que parece claro y en lo que ellos no quiere participar por ética y estética.

"Un chiringuito para colocar a los vividores del Procés"

Y es que el independentismo en Cataluña ha llegado a convertirse también en un medio de vida. Son cada vez más los que se ganan la vida contra España, un asunto muy rentable. Así lo ha visto enseguida Ciudadanos, que a través de su portavoz en el Parlament, Carlos Carrizosa, ha definido al Fòrum Cívico y Social, presidido por Lluis Llach, otro invento del tbo independentista,  como "un chiringuito más para seguir colocando a los vividores del Procés".  Carrizosa ha añadido: "Cada vez que Torra habla no es para hablar de educación o temas sociales, es para hablar de sus chiringuitos. Torra está siendo firme con el golpe a la democracia que se inició durante la legislatura pasada".



Este Fórum ha sido impulsado de forma pomposa como "consejo asesor para el impulso del Fórum Cívico y Social para el Debate Constituyente". Traducido: un organismo absolutamente prescindible, como el Consell de la República (¿qué república? ¿no tiene ya un gobierno Cataluña?) sin más utilidad que blanquear un puñado de sueldos a los peones útiles del independentismo para que puedan seguir viviendo de la sopa boba.

El Consell de la Señorita Pepis pagado por todos los españoles

"No somos nadie para iniciar un proceso constituyente. Sólo inicimos un debate constituyente", ha dicho Lluis Llach sobre el Fórum. Y a la espera de finalizar el debate, a vivir, que son dos dias. Y cuando Torra dice, sobre el Fórum, que es una herramiento republicana para avanzar en el derecho a la autodeterminación del pueblo catalán", en Madrid, sus socios necesarios, callan. Torra sigue provocando con la República ficticia y la autodeterminación virtual mientras Sánchez mira hacia otro lado e Iglesias se apunta a la moda de tender puentes sin salida.



Pero lo importante es que Cataluña será más feliz y próspera a partir de ahora con la creación del Consell de la República y el Fórum Civico y Social, encargado de una tarea tan importante como es la de "preparar y animar la creación de un fórum cívico para un debate constituyente" con el objetivo de que los ciudadanos catalanes debatan sobre su futuro.

Alicia en el país de las maravillas. Allí debatirán, si es que lo hacen, los enchufados del golpismo que a partir de ahora ya tendrán la manera de justificar un generoso sueldo. Y mientras Puigdemont y Torra juegan con sus jueguecitos del Consell de la República y el Fórum, los ciudadanos catalanes (y españoles) seguiremos pagando nuestros impuestos sabiendo que una parte de ellos servirá para financiar los delirios de Puigdemont y Torra con sus Consells de la Señorita Pepis.


 

 

Facebook Twitter

Deja tu Comentario