El castigo se le fue de las manos y acabó aplastando a un niño de 3 años

  • Sucesos
  • 21-01-2019 | 08:01
  • Escribe: Redacción

El padrastro de un niño de 3 años, absuelto tras aplastar a éste con el asiento de su coche


Un niño de 3 años murió aplastado por el asiento del coche de su padrastro. Los hechos ocurrieron en el Reino Unido. Aunque ocurrió en febrero de 2018, no ha sido hasta ahora que ha salido el juicio. Los padres han sido declarados inocentes.

La BBC emitió este sábado pasado un reportaje donde se explicaba lo ocurrido. El niño viajaba con su madre y su pareja. El hombre quiso “darle una lección” para que dejara de gritar y de moverse. (¡Impactante vídeo! El bebé sale despedido del coche y la madre no se entera).

Stephen Waterson, que así se llama el padrastro, se puso nervioso, estaba agobiado y quiso reñirlo, aunque no consiguió que callara y el asunto se le fue de las manos.

Como estaba en el asiento del copiloto y Alfie estaba detrás en su sillita, no se le ocurrió otra cosa para hacer callar al niño. Reclinó su asiento hacia atrás. El niño lloraba y gritaba “mami” pero se acabó callando.

Los padres pensaron que el niño se había dormido

Los padres pensaron que se había cansado y se había dormido, y no fue hasta que llegaron a su destino cuando se dieron cuenta de que el pequeño Alfie estaba mal, su padrastro lo había aplastado. El niño falleció en el centro médico al día siguiente

La autopsia reveló que había muerto a consecuencia de las lesiones ocasionadas por el “aumento de presión en el cuerpo”. También presentaba hemorragias externas y pequeños hematomas a causa de la rotura de las venas. 

La muerte se habría producido por una lesión cerebral isquémica, causada por la privación de sangre y oxígeno y la asfixia por aplastamiento.

Facebook Twitter Google+
Deja tu Comentario