Díaz Ayuso le da una lección a Pedro Sánchez y consigue los apoyos para presidir Madrid

  • Política
  • 15-08-2019 | 09:08
  • Escribe: Redacción

Isabel Díaz Ayuso, la nueva presidenta de la Comunidad de Madrid ha logrado la investidura con los 68 votos del PP, Cs y VOX frente a los 64 votos en contra de PSOE, Más Madrid y Podemos.


La candidata del PP, Isabel Díaz Ayuso, ha sido este miércoles proclamada como nueva presidenta de la Comunidad de Madrid, con un total de 68 votos a favor de los 'populares', Ciudadanos y Vox, frente a los 64 votos en contra de PSOE, Más Madrid y Podemos.

Las votaciones se han producido por orden alfabético de cada uno de los diputados y se han pronunciado por llamamiento público por parte de la secretaria primera de la Cámara, María Eugenia Carballedo. Al final de la votación, cuatro diputados han protestado por que no se les ha nombrado y los ha tenido que llamar.


La parlamentaria de Más Madrid Tania Sánchez ha sido la única que ha utilizado el voto telemático al encontrarse de baja por su avanzado estado de gestación.

Así, cumpliéndose 80 días desde las pasadas elecciones, tras dos meses de negociaciones y con un acuerdo de los partidos del centro derecha, hoy Ayuso ha recibido la confianza de la Cámara regional para ser la dirigente madrileña durante los próximos cuatro años. El lunes la 'popular' tomará posesión de su cargo y, al día siguiente, serán nombrados sus consejeros.


La polémica de su padre

La candidata del PP a la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha querido aprovechar los minutos previos a la votación para ensalzar la figura de su padre fallecido, tras la polémica suscitada por el crédito que recibió de Avalmadrid. "Era un hombre honrado, bueno y trabajador".

En una emotiva parte final de su última intervención del pleno de investidura, Ayuso ha sacado por primera vez en sede parlamentaria los temas que la han 'salpicado' en las últimas semanas, con su familia de por medio, en relación a un préstamo de Avalmadrid, el supuesto impago del IBI de un local o su presunta participación en la trama Púnica.



Tras dar las gracias a los grupos de Ciudadanos y Vox por su "confianza", Ayuso ha dicho que quería explicar a los madrileños quién era porque desde enero, ha habido una "campaña de desprestigio contra ella" que no ha dejado ver quién es en realidad. "No se me ha dado la oportunidad", ha lamentado.

"Llevaré sobre mis espaldas cada error y cada acierto y lo asumiré con responsabilidad y humildad pero hay algo que no había ocurrido nunca. Se ha traspasado una línea en esta Cámara y conmigo que no había sucedido nunca en la política... Se puede criticar lo que hago pero no meter por medio a la familia y mucho menos a una persona que no está en vida para defenderse", ha subrayado.

En este sentido, ha dicho que todos los portavoces de los grupos y en general, todos los diputados del Parlamento madrileño, "pueden tener claro" que no "escarbará nunca en la vida de sus familias ni en la vida de sus difuntos" porque lo que ha pasado y han hecho con su familia con campañas de "medias verdades" no tiene, en su opinión, nombre.

Según Ayuso, nunca juzgará a un político ni por su familia, ni por sus relaciones personales ni por su vida privada. "No lo haré", ha dicho tajante, para añadir que su familia, de "clase media normal", habrá "tenido aciertos y errores" pero es "honrada" y ha creado "puestos de trabajo" hasta que se "arruinó por la crisis".

"No estoy para recibir lecciones de nadie y menos de personas que no se han visto en esa situación en la vida", ha continuado Ayuso, quien ha lamentado que cuando se ha hablado del impago del IBI no se ha dicho de qué local se trata, "de si tiene actividad, de si la empresa está muerta, se subastó o se ha vendido a otra gente".

En cuanto al caso de corrupción Púnica, del que tampoco Ayuso ha hablado en los últimos días directamente, ha criticado que se le relacione con el mismo cuando nadie la ha llamado a declarar "por nada" porque los años que ha estado trabajando o colaborando para su partido lo ha hecho de "manera técnica".

Dentro de esa campaña de "medias verdades", Ayuso ha dicho que no se ha contado que su padre llevaba "años de baja médica, enfermo" o que su madre también estaba desde hacía muchos años jubilada. Asimismo, dice que se ha hablado de empresas y de su participación sin contar que "jamás" tuvo vinculación laboral con las mismas porque salió "muy joven" para buscarse la vida y "no tener que depender de nadie".

"Tampoco cuentan cómo sus amigos han llamado incluso a las casas de los desempleados de mi familia escarbando en el pasado de una empresa y de una familia que después de crear puestos de trabajo se arruinó", ha desvelado Ayuso, quien ha asegurado que a esta gente a quien han llamado les ha dicho que no ha habían visto nunca.

Con la voz entrecortada en alguna ocasión, pero sin llegar a las lagrimas, Ayuso ha dedicado sus últimas palabras a "ese señor del que tanto han hablado". "Era un hombre bueno, honrado, trabajador, muy querido padre que estaría muy orgulloso si hoy estuviera vivo y viera que su hija se va a convertir en presidenta de la Comunidad", ha concluido, junto con un prolongado aplauso de todo su grupo, que se ha puesto en pie.

Facebook Twitter
Deja tu Comentario