¿Cuál es el verdadero significado de "nacionalista"?

  • Política
  • 10-11-2018 | 08:11
  • Escribe: Eva Martín

Las búsquedas en internet de la palabra "nacionalismo" se dispararon más del 8.000 por ciento el 22 y 23 de octubre de 2018, después de los comentarios del presidente Trump en Houston


El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, se dirigió a una multitud durante un mitin en Houston, Texas, el 22 de octubre de 2018, en el que declaró: "Soy nacionalista".

Cuando el presidente Donald Trump se declaró nacionalista el 22 de octubre de 2018, las voces que se oían de muchos segmentos de la población estadounidense solo fueron igualados por los cánticos que surgieron en la arena de Texas en la que habló el presidente. El uso de ese término, y la ideología conocida como nacionalismo, tiene ese tipo de efecto en un país dividido a lo largo de las líneas ideológicas. Nacionalismo es una palabra que muchos asocian con nazis y racistas, contra la inmigración y la extrema derecha. Pero, para otros, eso significa algo mucho menos siniestro, algo noble: un orgullo en el país por encima de todo.

"Soy alguien que quiere ayudar a otros países del mundo, pero también tengo que cuidarme, tenemos que cuidar de nuestro país"

Trump se atribuye la definición que implica lealtad y devoción a una nación especialmente, un sentido de conciencia nacional, exaltando a una nación por encima de todas las demás y poniendo el énfasis principal en la promoción de su cultura e intereses en oposición a los de otras naciones o grupos supranacionales.

La línea inicial allí es una que casi nadie encontraría problemática. Pero enterrado en esa segunda parte hay un pasaje que tiene algo preocupante, realmente preocupante, sobre América y su lugar en la cosmovisión de Trump. 

Para los críticos, el nacionalismo de Trump contiene una visión estrecha de lo que Estados Unidos debería ser. Quiere construir muros para mantener alejados a los inmigrantes, retirar la ayuda a países extranjeros y pisar viejas alianzas. Sin embargo, para otros, la visión de "América Primero" de Trump es acertada, incluso en un mundo unido por problemas comunes (comercio e inmigración, para dos temas candentes) y acuerdos multinacionales.

El término "nacionalismo" a menudo está vinculado a la raza y el origen étnico

La palabra específica "nacionalismo", dicen algunos críticos, va dirigida a los votantes que son "nacionalistas blancos" o que apoyan programas estrictos que excluyen todo tipo de grupos tradicionalmente no estadounidenses, inmigrantes recientes, personas de color, personas LGTBI y otros.

Cada vez que ha habido una nueva ola de inmigración, ha habido este conflicto de '¿quiénes somos?'. Hasta cierto punto, Trump con su retórica ha hecho estallar el problema: ¿es Estados Unidos realmente una nación que absorbe todo tipo de personas de diferentes orígenes?

Otro problema que algunos ven con el nacionalismo de Trump es que, en lugar de exportar los valores estadounidenses y ennoblecer al resto del mundo, amenaza con dejar a los Estados Unidos aislados. Quizás la raíz del problema es que, a pesar de las mejores intenciones, el término "nacionalismo" tiene múltiples definiciones y connotaciones múltiples. Está vinculado a la idea de que todos los países tienen derecho a la libre determinación. El derecho a ser lo que ellos quieran ser.

El nacionalismo es una especie de ideología, un conjunto de argumentos sobre ideas de lo que define a una nación, quiénes entran y quiénes están fuera y qué significa una nación. En esa definición, la mayoría de los estadounidenses son nacionalistas. Simplemente no estamos de acuerdo sobre qué tipo de nación somos y qué debemos ser.

Facebook Twitter
Deja tu Comentario