¿Cómo actuar cuando acabe la cuarentena? Esto debes hacer para protegerte del coronavirus

  • Círculo Privado
  • 23-05-2020 | 10:05
  • Escribe: Redacción

El mayor riesgo se concentra ante los estornudos o toses de la gente infectada.




Con el comienzo de la desescalada, muchos son los que se preguntan qué pasará cuando se alcance lo que ya se ha empezado a denominar "la nueva normalidad".

¿Usaremos mascarillas? ¿Volveremos a abrazarnos? ¿Se volverán a producir las aglomeraciones en conciertos o partidos de fútbol tal y como los conocíamos hasta ahora?



Miles son las preguntas que los ciudadanos se hacen día tras día, a medida que la tranquilidad se instaura en las calles y en los hospitales.

El inmunólogo Erin Bromage explica, en una entrevista con la BBC, que la mayor parte de los contagios se producen "en casa" ya que un miembro del hogar se lo transmite a los demás a través del contacto continuo.



Pero, ¿dónde y cuándo nos contagiamos? ¿Se puede evitar?

Precaución, si; pero pánico, no

"A través de 1.000 partículas virales que recibes en una respiración, o 100 partículas virales inhaladas con cada respiración durante diez respiraciones, o 10 partículas virales con 100 respiraciones. Cada una de estas situaciones puede provocar una infección" explica Bromage.



Así pues, en esas instancias en las que pasas un tiempo breve con personas infectadas (como al correr sin distanciamiento), es poco probable la transmisión del virus.

Una sola tos libera alrededor de 3.000 gotas, a unos 80 km/h, según el experto; un estornudo, libera 10 veces más, llegando a las 30.000 gotas, con velocidades de más de 300 km/h.



"Si una persona está infectada, las gotas en una sola tos o estornudo pueden contener hasta 200 millones de partículas del virus" ha afirmado Bromage.

También al cantar o al gritar se expulsan más "gotitas respiratorias" con carga viral.

Dónde sí hay que tener cuidado

Según Bromage, son los eventos que ocurrieron en oficinas de diseño abierto y en eventos deportivos y sociales donde se produjeron más contagios.

Y es que en estos casos, las personas tenian un riesgo mucho mayor de exposición viral, debido a que pasaron mucho tiempo en un lugar cerrado en presencia de un contagiado.

Al volver a la normalidad, habrá que tener especial cuidado en las oficinas de diseño abierto con poca ventilación, así como los espacios en los que el intercambio de aire sea limitado o el aire se recicle. En el caso de los centros comerciales, no serán un riesgo alto para los clientes, pero sí para los empleados, ya que ellos sí permanecen ante el mismo aire.

También en los colegios, ya que según Bromage, los profesores son un grupo de riesgo, al estar en contacto gente de mayor edad con los más pequeños. 

Los dentistas también estarán especialmente expuestos al virus, ya que "la perforación, la succión... todos los fluidos que van a todas partes" entran en contacto directo con el profesional y con su paciente.

En contraposición, los espacios al aire libre serán los más seguros.

Facebook Twitter

Deja tu Comentario