Colaboradora de Sálvame contra las cuerdas: al borde de la ruina, puede quedarse en la calle

  • TV y Cine
  • 26-03-2022 | 07:03
  • Escribe: José González
Tiene una enorme deuda con Hacienda que puede provocar la pérdida de su casa


Chelo García-Cortés podría perder su valiosa casa de Castelldefels. La colaboradora de Sálvame tiene una deuda con Hacienda que pone en peligro el chalé que la periodista tiene junto a su mujer, Marta.

La periodista ha ido coleccionando deudas estos últimos años. Se le ha acusado de vivir por encima de sus posibilidades. Amigas y compañeras del programa ya señalaban que Chelo García-Cortés llevaba un tren de vida muy superior a lo que ganaba, más si cabe tras la inactividad de su pareja Marta, quién abandono el grupo editorial donde trabajaba.



Deudas con Hacienda

En 2017, Chelo García-Cortés contrajo una deuda de 548.524 euros. A estos hay que añadirle 70.726 euros más por interés. Sin embargo, esta deuda fue rebajada hasta los 157.788 en 2021. Pero hay más. Existe otra deuda de 2020 por valor de 281.796 euros, que fue amortizada hasta los 130.148 euros.

Todavía queda otra deuda más, esta del año 2021. El valor de esta última deuda es de 258.345 euros. La suma de todas estas deudas ha provocado que la periodista este atravesando una situación muy complicada y que haya tenido que tomar una decisión muy complicada para ella.



Perdida de la casa

Estas cantidades de dinero que Chelo García-Cortés debe a Hacienda ha provocado que esté a punto de perder su chalet. Podría ponerse a subasta si la colaboradora de Sálvame no es capaz de venderla. Actualmente se encuentra en el mercado, por un valor de 1.300.000 euros.

Parece complicado que alguien esté dispuesto a pagar esa cantidad de dinero por la casa. En 2012, la vivienda se tasó en 711.084. Por lo tanto, la periodista ha marcado el precio de su casa casi el doble de lo tasado. La vivienda, además, tiene diversas cargas por ampliaciones de hipoteca y por haber puesto la propiedad como garantía de diferentes operaciones.



La situación de Chelo García-Cortés no es nada sencilla. Estos problemas económicos ha originado que la periodista buscase ayuda en su entorno familiar, pidiendo dinero a su propio sobrino. Además, la crisis que atraviesa actualmente Sálvame tampoco ayuda demasiado. 

Los cambios que se están produciendo en el programa para remontar en las audiencias están afectando a todos los colaboradores. Nadie se escapa de la transformación que está llevando a cabo Sálvame. Se está contratando a gente nueva y los históricos colaboradores del programa están en riego de poder ser despedidos. Si esto se produjera con la periodista gallega, sería un duro revés para poder hacer frente a sus numerosas deudas.



Facebook Twitter

Deja tu Comentario