Claves y consejos para evitar los molestos dolores de muela

  • Enciclopedia
  • 08-11-2021 | 08:11
  • Escribe: Gonzalo Palacios

Casi todo el mundo ha experimentado dolor de muelas en algún momento de su vida




Los dolores de muela son muy molestos y casi todo el mundo los ha experimentado en algún momento de sus vidas. Se ha demostrado científicamente que los nervios del diente envían impulsos de dolor a 3 centros del cerebro humano mientras que las señales de otros sentidos se dirigen solo a uno.

Estos dolores de muela no son nada agradables debido a que se encuentran en una zona que se mantiene activa durante gran parte del día. Eso sí, cuando más se suele notar el dolor es en los momentos del desayuno, la comida, la merienda o la cena que es cuando trabajan más los dientes.



Riesgos y beneficios del Hula-Hoop ponderado

En muchos casos evitamos ponernos en contacto con el dentista para pedir una cita por miedo a que nos hagan daño, por falta de tiempo o porque esperamos a ver si se pasa el dolor. Lo más recomendable siempre es acudir a un profesional aunque en algunos casos puede resolverse el dolor con remedios caseros.



A continuación, os damos una serie de claves y consejos para esos días en los que duelen los dientes. Se trata de una serie de remedios que se pueden hacer en casa y que pueden ayudar a rebajar esos dolores o molestias en la zona de los dientes.

Claves y consejos para evitar los molestos dolores de muela

Beber un analgésico fuerte: Hace que un dolor o molestia sea menos intenso o desaparezca, sin causar pérdida de la conciencia o el conocimiento. Puede ser una buena solución para calmar los dolores en la zona del diente cuando son intensos y no desaparecen.



Limpiar el diente: Limpiar el diente de restos de comida (con hilo dental o un palillo) suele ser una opción muy útil ya que se ha demostrado que el dolor es provocado por el dolor de la presión. La higiene es algo muy importante para evitar problemas bucales.

¿Cómo evitar las enfermedades de transmisión alimentaria como el anisakis o la salmonelosis?



Enjuagarse la boca: Enjuaguarse la boca con un agente calmante y antiinflamatorio también suele ser muy efectivo. De esta forma se elimina algo de suciedad y algunos microorganismos que pueden estar causando problemas en uno o varios de los dientes.

Mezclas: Aplicar una mezcla de pimienta y sal al diente con problemas y mantenerlo en el interior de la boca durante 7-10 minutos para que haga efecto. Se trata de un remedio casero que suele dar muy buenos resultados cuando aparece un dolor localizado dentro de la boca.

Mantenerse activo: Cuando tenemos un dolor en los dientes tendemos a permanecer quietos y sentados o tumbados. Sin embargo, se ha observado que mantenerse activo es mejor que estar tumbado en el sofá. A pesar de todo, la posición reclinada del cuerpo está plagada de una aceleración de la circulación sanguínea en la cavidad bucal, lo que conduce a una mayor presión sobre los dientes. Esto se convierte en una fuente de mayor dolor.

Distraerse: Hay que distraerse y pensar en otras cosas para que el dolor sea menos intenso. Estar ocupado hace que la mente ponga toda su atención en otros asuntos y que el dolor del diente quede relegado a un segundo plano durante un rato.

'Engañar' al cerebro: Otra opción que se puede hacer es intentar 'engañar' al cerebro.  Por ejemplo, un diestro empieza a hacer todo con la mano izquierda. El cerebro comenzará a distraerse con señales anormales del organismo y puede reducir el dolor.

Facebook Twitter

Deja tu Comentario