Carlo Ancelotti se ha llevado su primer tirón de orejas como entrenador del Madrid

  • Deportes
  • 29-09-2021 | 09:09
  • Escribe: Francisco Rubio

El entrenador italiano culpó a la mala suerte de la derrota ante el Sheriff, pero desde la cúpula madridista no le 'compran' el discurso




Carlo Ancelotti justificó la derrota del Real Madrid ante el modesto Sheriff (1-2) como fruto de la mala suerte. El entrenador italiano afirmó que los blancos merecieron ganar, y no le falta razón: el equipo tuvo muchas ocasiones y la pelota no entró, mientras que el conjunto moldavo llegó dos veces e hizo dos goles, adelantándose en dos ocasiones y llevándose los puntos. Sin embargo, eso no ha evitado el tirón de orejas al técnico.

Según ha podido saber DonDiario, desde la cúpula blanca no le han 'comprado' el discurso a Carletto, a pesar de que Butragueño se movió en esa misma línea ante los medios de comunicación. Una cosa es el discurso de puertas para afuera, y otra cosa es que dentro del club no deban tomarse medidas para evitar más desastres como este.



El PSG va a por todas: Erling Haaland sería el futbolista más caro de la historia

En la directiva madridista no gustan las excusas, y consideran que el Real Madrid, a pesar de las ocasiones, jugó con más corazón que cabeza: a colgar balones, a disparar a portería desde cualquier lugar y sin un plan claro para abrir el melón.



Es más, después del empate el equipo se lanzó a la desesperada en busca de la victoria con un cuádruple cambio de Ancelotti que dejó desarmada la defensa: Carletto sacó del campo a los dos laterales y puso a dos centrocampistas en esa posición, dejando solo un par de defensas sobre el terreno de juego.

Decisión equivocada

Desde el club consideran que la decisión de Ancelotti habría sido correcta con 0-1, pero una vez que el partido estaba empatado esa serie de cambios lo único que hizo fue perjudicar al equipo porque le dejó sin armas para solventar los posibles contragolpes del Sheriff. Uno de ellos originó el saque de banda que posteriormente dio lugar al 1-2.



La decisión táctica de Ancelotti, en un 'ataque de entrenador' del italiano, fue tan nefasta como la del pasado fin de semana ante el Villarreal, cuando empleó como lateral derecho a Fede Valverde. Desde arriba ya le han mandado un mensaje: las cosas deben cambiar.

El Real Madrid ha visto cómo se le complican las cosas en Europa en el que a priori era el partido más cómodo de la fase de grupos. Un encuentro que se acabó convirtiendo en una pesadilla debido tanto a la mala fortuna como al acierto del portero del Sheriff, pero también debido a que los blancos no jugaron con la clarividencia que deberían.



Zidane confirma el fichaje de Mbappé por el Real Madrid y dice 'no' al PSG

Es el segundo partido consecutivo en que los blancos se atascan y Ancelotti debe encontrar las soluciones oportunas para que en el futuro no se repitan situaciones tan incómodas.

Facebook Twitter

Deja tu Comentario