¡¡Cadena perpetua para el enfermero asesino!!

  • Sucesos
  • 08-06-2019 | 08:06
  • Escribe: Álvaro Jiménez

El acusado disfrutaba provocando paros cardíacos a los enfermos para poder reanimarlos.


Un exenfermero a quien le gustaba provocar un paro cardíaco a sus pacientes porque disfrutaba de la sensación de poder reanimarlos ha sido condenado a cadena perpetua por cometer 85 asesinatos.

Esta condena que ha recibido por parte del juez de la corte de Oldenburg, Sebastian Buehrmann, le ha convertido en el mayor asesino en serie de la historia moderna de Alemania. (Un implante permite andar a tres parapléjicos)


Niels Högel, el enfermero de 42 años, trabajó en un hospital en Oldenburg, al noroeste de Alemania, entre 1999 y 2002 y en otro hospital cercano en Delmenhorst de 2003 a 2005. 

Desde el año 2000 hasta el 2005, el procesado acabó con la vida de decenas de pacientes. Las víctimas tenían entre 34 y 96 años en el momento de su muerte.


Previamente a esta sentencia, Högel fue condenado en el 2015 por cometer dos asesinatos y dos intentos de asesinato, por lo que en la actualidad ya estaba cumpliendo cadena perpetua.

El exenfermero de 42 años disfrutaba provocando paros cardíacos a los enfermos que se encontraban en el hospital para poder reanimarlos posteriormente. (La ladrona del niño de Guadalajara había perdido a un bebé)

La excusa de Högel

Niels Högel reconoció en el primer juicio que había provocado los paros cardíacos de forma intencionada y sentenció que "era la única manera de integrarse en el equipo".

A raíz de estas declaraciones, los investigadores revisaron cientos de muertes, lo que les llegó a tener que exhumar cuerpos de pacientes que fallecieron cuando eran asistidos por el enfermero.

Facebook Twitter
Deja tu Comentario